POLÍTICA

Margallo, Soria y Pastor viajan a Irán en septiembre para apoyar a las empresas tras el fin de las sanciones

26/07/2015 17:30 CEST | Actualizado 26/07/2015 17:30 CEST
EFE

Llega el cambio de ciclo. Una vez que el peligro de una hipotética bomba atómica en manos de Irán se ha desactivado, el mundo vuelve a mirar a Teherán como lo que es: un país poderoso en Oriente Medio, con un notable volumen de clase media y alta, consumidores en potencia a los que convencer.

España no quiere ser menos en esta carrera. Por eso el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, viajará a Irán a comienzos de septiembre junto al ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, y la ministra de Fomento, Ana Pastor, para restablecer las relaciones con el país y abrir camino a las empresas españolas, informaron a Europa Press en fuentes del Gobierno. Diplomacia más negocio, pues.

El viaje de la delegación española ha quedado cerrado apenas unos días después de que el Gobierno iraní llegase a un acuerdo con las potencias del G5+1 (Estados Unidos, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania) acerca del desarrollo de su programa nuclear.

El pacto pone fin al bloqueo comercial a Irán y al régimen de sanciones impuesto a mediados de 2012 a las empresas internacionales que mantuviesen actividades en el país, de modo que a partir de ahora se abren nuevas oportunidades en un país que destaca por su potencial energético y geoestratégico.

ENERGÍA, INFRAESTRUCTURAS Y TELECOMUNICACIONES

Desde el Gobierno citan los sectores de la energía, las infraestructuras y las telecomunicaciones como los de mayor interés para las empresas españolas, además del turismo, que ya ha sido motivo de viajes de autoridades iraníes a España en busca de fórmulas de éxito para replicar en su país.

Antes del bloqueo a Irán, Repsol y Cepsa eran las dos principales empresas españolas en el país asiático. Su actividad se centraba en la adquisición de petróleo y facilitaba la importación por parte de España de crudo iraní valorado en unos 3.000 millones de euros al año y equivalente a cerca de un 15% de la cesta de abastecimientos nacional.

García-Margallo, Soria y Pastor acudirán al país acompañados de representantes de empresas españolas y celebrarán durante su estancia en Irán encuentros bilaterales con sus ministros homólogos.

EL AVE A LA MECA, REFERENTE

La ministra de Fomento tendrá ocasión de poner en valor ante las autoridades iraníes la experiencia de empresas españolas en proyectos como el AVE a La Meca, cuyo valor asciende a 6.700 millones de euros y en el que ya han comenzado a circular los primeros trenes en pruebas. Irán tiene interés en mejorar su red de tranvías, algo que lleva meses haciendo público.

La mejora de las relaciones con Irán se producirá además dos meses después de la visita de Soria a Cuba, también aprovechando el deshielo en las relaciones entre este país y Estados Unidos. Aparte de este viaje a Irán, Soria también tiene programadas vistas a Paraguay y Colombia durante el mes de septiembre.

Y ADEMÁS...

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest