INTERNACIONAL

Gabilondo revela el motivo por el que Le Pen no ganó: "Dos tercios de los franceses la considera una enemiga de la República"

El periodista califica de "éxito sin precedentes" la victoria en primera vuelta del candidato socio liberal.

24/04/2017 11:02 CEST | Actualizado 24/04/2017 11:19 CEST
CADENA SER

El periodista Iñaki Gabilondo, quien ha calificado —en su comentario Macron, presidente en la Ser— de "éxito sin precedentes" la victoria de Emmanuel Macron en la primera vuelta de los comicios de Francia, ha destacado el motivo de que la ultraderechista Marine Le Pen no puede ganar: "Dos tercios de los franceses la considera una enemiga de la República".

Para Gabilondo, Macron tiene la oportunidad de construir un tiempo nuevo si logra "construir candidaturas para todo el país": "De lo contrario nos espera la cohabitación", argumenta el periodista, quien no obstante destaca que "por el momento Europa respira".

"Dentro de 15 días Emmanuel Macron será presidente de Francia. Éxito sin precedentes de un político que hace un año no tenía ni siquiera previsto participar. Le llamaban el candidato champiñón: crecimiento rápido, consumo fácil, digestión cómoda, ni de derechas ni de izquierdas -él dice con lo mejor de la derecha y lo mejor de la izquierda- y con un firmísimo compromiso con Europa.

Frente al populismo antisistema de la extrema derecha, y al populismo antisistema de la izquierda radical, Macron representa el populismo del marketing. Es la respuesta del sistema que se defiende y la respuesta de la sociedad a la que le alarma la tensión entre dos extremos radicalizados.

Peleará en la segunda vuelta contra Marine Le Pen que no puede ganar porque tiene un techo infranqueable: dos tercios de los franceses la considera una enemiga de la República. Pero que ha impregnado de nacionalismo la política de todos y ha superado el 20% de los votos.

Derrota enorme de los clásicos: los republicanos de derechas, batidos; el socialismo barrido. Y, atención, las primarias no hacen milagros. El histórico socialismo francés está en descomposición. No hay antídoto que valga contra el desconcierto ideológico y la desunión. La ruptura Valls-Hammon fue la puntilla. Y a la derecha, con Alain Juppé les hubiera ido mejor. Jean Luc Melenchon ha logrado una gran hazaña: su espectacular avance demuestra que la insumisión es una fuerza muy poderosa en Francia y que Melenchon jugará un papel destacadísimo en la inevitable reconfiguración de la izquierda cuando llegue el momento

Finalmente, así como no cabe la sorpresa en la segunda vuelta, es un enigma lo que pueda ocurrir en las legislativas del 11 de junio. Macron, sin partido, tiene que construir candidaturas para todo el país. Si lo logra empezará un tiempo nuevo; de lo contrario nos esperan la cohabitación, las mayorías de geometría variable y un bonito embrollo. Pero por el momento Europa respira".

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Macron y Le Pen se clasifican para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales francesas

- Emmanuel Macron o el perfecto charlatán

- 21 cosas que no sabías de Macron