POLÍTICA
04/06/2015 15:44 CEST | Actualizado 04/06/2015 15:50 CEST

Garzón y Llamazares desmienten que IU ya haya decidido converger con Podemos

EFE

El líder de Izquierda Abierta, Gaspar Llamazares, ha rechazado que el futuro de IU se decida a través de una política "de hechos consumados" y sin consultar con la militancia sobre las distintas opciones que tiene la coalición de cara a las próximas elecciones generales.

Fuentes de la dirección de IU han asegurado previamente a EFE que esta formación no concurrirá a las elecciones generales con sus siglas sino que buscará conformar "un nuevo espacio" con Podemos, aunque aún falta por debatir "largo y tendido" sobre la fórmula política y jurídica con la que se conformara esa candidatura.

Para Llamazares, diputado electo en el Parlamento asturiano tras renunciar a su escaño en las Cortes, Izquierda Unida "tiene su proyecto, su programa y sus siglas" y ha advertido de que "para tomar una decisión contraria hay que hacerlo con el soberano, que es el conjunto de los militantes votando en una consulta interna".

En declaraciones a Efe, el parlamentario se ha mostrado dispuesto a "abrir el debate" en relación al futuro de IU, pero ha asegurado no estar dispuesto a que la dirección lo cierre "a través de los medios de comunicación con una política de hechos consumados".

También Alberto Garzón ha corregido a través de Twitter la filtración a la agencia EFE desde fuentes de la dirección a IU.

"LAS COSAS NO SE HACEN ASÍ"

Llamazares ha recordado que la Presidencia de la coalición no se reunirá hasta mañana y que el Consejo Político no lo hará hasta la próxima semana mientras que a los militantes "no se les ha informado" y sólo conocen lo que publican los medios de comunicación.

"Estas cosas no se hacen así, se hacen mediante un informe por escrito con distintas opciones que los militantes debatan, se clarifique la posición y se vota", ha añadido.

Según la dirección federal de IU, ese concepto de "suma multiplicadora" de fuerzas integradas con la marca de Pablo Iglesias es aceptado por la gran mayoría del Consejo Político y únicamente ven objeciones las federaciones de Asturias, Extremadura y la corriente de Izquierda Abierta, que lidera Gaspar Llamazares.

Pero el resto, incluidas Andalucía, Cataluña y Galicia, y el mayoritario PCE apuestan por esa idea que mañana argumentará en la Presidencia federal el candidato de IU a la Presidencia, Albero Garzón.

TE PUEDE INTERESAR...

DE EXPERTO A EXPERTO