NOTICIAS
30/12/2016 14:36 CET | Actualizado 30/12/2016 14:37 CET

Este jugador hace uno de los mayores ridículos de la NBA por pasarse de listo

YOUTUBE

Kemba Walker, base de los Charlotte Hornets, ha protagonizado este jueves uno de los mayores ridículos de la NBA en el partido que su equipo ganó ante los Miami Heat (91-82).

Con 7 puntos de ventaja y a un minuto de terminar el partido, Walker recibió la bola más allá de la línea de tres y vio el cielo abierto. Su lanzamiento botó sobre el aro, se apoyó en el tablero y...

Y Walker decidió que ya lo había visto todo y que era hora de darse la vuelta y comenzar a celebrarlo.

Sin embargo, la bola volvió a botar sobre el aro y se salió, dejando a Walker con cara de tonto y una sonrisa que más bien era un "tierra, trágame".