NOTICIAS
20/08/2018 08:11 CEST | Actualizado 20/08/2018 20:13 CEST

Los Mossos abaten a un hombre que entró en la comisaría de Cornellà al grito de "Alá es grande"

El ataque se investiga como un "atentado terrorista".

EFE
Vallas protectoras ante la comisaría de Cornellà de Llobregat (Barcelona), donde un hombre ha sido abatido.

Los Mossos d'Esquadra han abatido poco antes de las seis de la mañana de este lunes a un hombre que ha entrado en la comisaría de Cornellà de Llobregat (Barcelona) armado con un cuchillo al grito de "Alá es grande". El hombre ha accedido hasta la recepción del edificio policial "con intención de atacar a los agentes", según han informado desde el cuerpo policial a través de Twitter, por lo que el agente responsable del acceso a las dependencias policiales le ha disparado.

El suceso se ha tratado como un "atentado terrorista", tal y como ha indicado en rueda de prensa el comisario Rafael Comes, jefe de la Comisaría Superior de Coordinación Central, uno de los número 2 de los Mossos, que ha resaltado que por el momento no les consta ninguna vinculación entre el asaltante y la célula terrorista que perpetró los atentados de Barcelona y Cambrils (Tarragona).

El comisario ha asegurado que por ahora investigan los hechos como un "atentado terrorista" porque han sido "extremadamente graves", ya que el hombre ha entrado con una "voluntad claramente homicida y predeterminada para agredir a la agente y acabar con su vida", ante lo que la policía ha utilizado su arma de fuego para salvar su integridad.

Tras la reunión del Gabinete de Coordinación Antiterrorista, que se ha celebrado esta tarde en la sede de la consellería y ha presidido el presidente de la Generalitat, Quim Torra, las autoridades han apuntado que se trata de un "hecho aislado" que tenía como "objetivo" la policía catalana. Así lo ha asegurado el conseller de Interior, Miquel Buch, en rueda de prensa.

El agresor era Abdelouahab Taib, de 29 años, con NIE español y de origen argelino. Su domicilio se encuentra en la calle Garraf, a apenas dos calles de la comisaría en la que pretendía perpetrar el ataque. Varias dotaciones de los Mossos d'Esquadra se han dirigido hasta el domicilio para registrarlo y estudiar las causas del suceso.

AFP
Los Mossos en la casa del atacante de la comisaría de Cornellà

La sala de mando de los Mossos d'Esquadra ha avisado de lo ocurrido tanto al resto de comisarías de la policía autonómica catalana como al resto de fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Investigación en la Audiencia Nacional

Por otro lado, la Audiencia Nacional ha abierto una investigación sobre el ataque. Fuentes de este tribunal han confirmado que el titular del juzgado de instrucción número 2 de la Audiencia Nacional, Ismael Moreno, que estaba de guardia cuando ocurrió el ataque, se ha hecho cargo de la investigación y ha incoado diligencias previas para dilucidar los hechos.

Estos hechos ocurren después que Cataluña conmemorara el viernes pasado el primer aniversario de los atentados yihadistas de Barcelona y Cambrils que dejaron 16 muertos.

La tarde del 17 de agosto de 2017, un vehículo conducido por un yihadista atropelló indiscriminadamente transeúntes en las Ramblas, la arteria emblemática de Barcelona. Horas después, cinco cómplices mataban una mujer en otro atentado en la villa costera de Cambrils (120 km al suroeste), en el que atropellaron y acuchillaron a varios transeúntes.