POLÍTICA
03/03/2021 11:19 CET | Actualizado 03/03/2021 12:52 CET

Anticorrupción pide la libertad de Villarejo al no poder juzgarlo antes de que venza el plazo máximo en preventiva

El límite vence el próximo mes de noviembre, cuando cumplirá cuatro años en prisión.

EFE
Imagen de archivo de Villarejo

La Fiscalía Anticorrupción ha pedido dejar en libertad al excomisario José Villarejo ante la imposibilidad de poder juzgarle antes de noviembre, cuando cumple el límite máximo de 4 años en prisión preventiva desde su detención el 3 de noviembre de 2017 en la operación Tándem, con lo que, de acordarlo el juez, podría ser excarcelado en las próximas horas.

Según han informado a la agencia Efe fuentes jurídicas, la Fiscalía ha hecho esta petición al juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón después de que la sección cuarta de la Sala de lo Penal confirmara ayer, al desestimar un recurso del Ministerio Público, su puesta en libertad por las tres piezas del caso Tándem por las que va a ser juzgado en primer lugar el próximo 13 de diciembre.

En su petición de libertad al juez que instruye el resto de la treintena de piezas que tiene esta causa, la Fiscalía considera no obstante que se mantiene el riesgo de fuga por el que se decretó la prisión preventiva y por eso solicita que se le impongan medidas cautelares que garanticen su presencia en el juicio.

Pide comparecencias diarias en el juzgado, prohibición de salida de territorio nacional y retirada de pasaporte.

En su escrito al juez, según las fuentes, la Fiscalía expone que al haber desestimado la Sala su recurso y no haber asumido la situación personal de Villarejo en las otras causas, así como por haber señalado el juicio después de que venza el plazo máximo de la prisión preventiva, la libertad provisional deviene inevitable.

Además, el estado actual de las piezas por las que se le mantiene en prisión tampoco permite su enjuiciamiento antes de que se cumpla ese plazo. La Sala dejó en libertad por esas tres piezas a Villarejo semanas antes de señalar el juicio, si bien consideró que seguía en prisión por el resto de la treintena de piezas que componen esta causa.

Los siguientes pasos

En un auto notificado el martes, la sección cuarta, que juzgará a Villarejo en diciembre, rechazó el recurso de súplica que interpuso el fiscal contra el auto por el que dejó en libertad al excomisario en tres piezas del caso Tándem (Iron, Land y Pintor), que se van a enjuiciar conjuntamente.

La Fiscalía lamentaba en su recurso que la Sala hubiese acordado su puesta en libertad en estas tres piezas de modo “precipitado” e “improcedente” al no haber valorado ni el riesgo de fuga ni el riesgo de reiteración delictiva, y sin tener en cuenta que se trata de un único procedimiento en el que se investigan graves delitos.

A esto la Sala respondió que no valoraron esos riesgos porque “es público y notorio” que Villarejo seguirá en prisión por las otras piezas que se siguen investigando en instrucción, motivo por el que tampoco acordaron para él otras medidas cautelares alternativas.

Los magistrados insistían además en que la prisión provisional “no es otra cosa que una estricta medida cautelar, no una pena anticipada, sin que por tanto pueda servir a fines de prevención general”.

La Sala también se mostró molesta con la queja del fiscal de que dejándole en libertad por esas tres piezas y no asumiendo su situación personal en las otras por las que se mantenía en prisión el juicio perdía la condición de preferente al dejar de ser causa con preso.

Tras recordar que varias causas han tenido que retrasarse por el parón de la justicia durante el confinamiento por el covid, la Sala indicó que este juicio podría haberse celebrado “como muy pronto” en octubre o noviembre de este año, con lo que no daría tiempo a dictar sentencia antes de que Villarejo cumpla ese límite máximo de 4 años en prisión preventiva.