Aragonès pide "hechos" en la mesa de diálogo e insiste en un referéndum en Cataluña

El presidente catalán valora la reunión con Sánchez como "un paso importante para restaurar la confianza” entre ambos gobiernos.
|

“Reunión importante, clima correcto y respetuoso”. De esta manera ha comenzado valorando Pere Aragonès, presidente de la Generalitat de Cataluña, el encuentro con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, este viernes en La Moncloa, de la que ha salido con el acuerdo de retomar la mesa de diálogo a finales de julio en Madrid.

Aragonès ha puesto en valor que ambos Ejecutivos quieran “abordar los problemas” pese a “las dificultades” por “responsabilidad institucional” y “construyendo soluciones”. “Es un paso importante para restaurar la confianza”, ha admitido.

Soluciones que pasan, a juicio del presidente catalán, por “acabar con la criminalización y la represión”. Algo “imprescindible para reforzar el proceso de negociación”, según Aragonès, que cree que “el conflicto de Cataluña con el Estado español necesita de soluciones políticas”.

El dirigente catalán ha reconocido su malestar con el espionaje a varios dirigentes independentistas, entre los que se encontraba él mismo, y ha dicho que este asunto “no se resuelve con el cese de la directora del CNI”.

Aun así, ha valorado que el Gobierno de Sánchez se haya comprometido en “colaborar con la Justicia en la medida en que los procedimientos judiciales vayan avanzando”.

Aragonès ha querido dejar claro que lo que espera de esta mesa de diálogo son “decisiones concretas”. “Hechos”, que avancen en ese proceso de “desjudicialización” pero que, en todo caso, deben concluir con la “cuestión de fondo”: el referéndum de independencia.

El presidente catalán considera que “mientras la ciudadanía de Cataluña no tenga posibilidad de decidir en libertad el futuro político del país, estamos lejos de resolver el conflicto”.

Sobre la presencia de Junts en la próxima reunión de la mesa, Aragonès ha afirmado que le gustaría contar con la presencia de sus socios de Gobierno, algo que también ha expresado La Moncloa a través de la ministra Portavoz, Isabel Rodríguez.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el presidente catalán, Pere Aragonès, se saludan en el Palau de la Generalitat.

Mesa de Diálogo