POLÍTICA
11/09/2020 09:02 CEST | Actualizado 11/09/2020 09:16 CEST

Cortes de trenes en Cataluña, incluyendo dos AVE, por actos vandálicos en plena Diada

Los viajeros están siendo trasladados por carretera para completar sus trayectos

ASSOCIATED PRESS
Un hombre con estelada, en noviembre de 2017 en la estación de Sants, Barcelona. 

Varios actos vandálicos están afectando a primera hora de este viernes, jornada en la que se celebra la Diada, diferentes tramos de la red de ferrocarriles de Cataluña, entre ellos el AVE Barcelona-París y el AVE Barcelona-Lyon por interceptación de la vía entre la capital catalana y Figueres (Girona).

Según informa Renfe en su cuenta de twitter, los trenes afectados son el AVE 9736 Barcelona Sants-Lyon y AVE 9702 Barcelona Sants-París, por una interceptación de vía entre la Ciudad Condal y Figueres debido a actos vandálicos, por lo que se ha previsto realizar el trayecto Barcelona-Perpignan (Francia) por carretera.

A consecuencia de estos actos vandálicos, se ha previsto realizar el trayecto Barcelona-Perpignan (Francia) por carretera.

“En estos momentos, se encuentra suspendida la circulación de trenes de la línea de Alta Velocidad Barcelona-Figueres por actos vandálicos”, informaba Renfe en las redes sociales a primera hora de este viernes.

Fuentes de Renfe han explicado a Efe que estos actos vandálicos se han producido esta madrugada con la quema de neumáticos que han afectado a las instalaciones ferroviarias, por lo que en estos momentos no hay servicio en Girona, ni de alta velocidad ni por vía convencional, lo que afecta por ahora a cuatro trenes.

Otros de los tramos afectados es el que une Figueres con Maçanet de la Selva, también en Girona, que ha provocado la interrupción de la línea de Cercanías R-11.

Además, un incendio intencionado ha provocado una avería en la señalización en el tramo entre Riells y Vilobí, que está provocando retrasos aunque no se ha tenido que interrumpir la línea ferroviaria.

En la provincia de Lleida se han producido también otros dos actos vandálicos, entre la capital y Les Borges Blanques y entre Lleida y Montagut, acciones que no han llegado a afectar a las instalaciones ferroviarias ni han provocado daños, por lo que los trenes circulan con normalidad. 

La Diada de este año llega en un contexto de alerta por los posibles rebrotes de Covid-19, por el que siguen vigentes medidas de seguridad como el uso obligatorio de la mascarilla y la prohibición de las reuniones de más de 10 personas, y se produce tres días antes de comenzar el curso escolar, una de las fechas marcadas en rojo en el calendario desde hace meses por la excepcionalidad de la pandemia.

En esta situación, las grandes manifestaciones que se han producido cada 11 de septiembre en Catalunya desde el inicio del proceso independentista en 2012 han quedado reducidas y la cita principal de este año serán las concentraciones descentralizadas que han convocado la ANC, Òmnium y la Associació de Municipis per la Independència (AMI).

Con la imposibilidad de hacer una movilización masiva, las entidades soberanistas han optado este año por hacer 107 concentraciones repartidas en todo el territorio catalán, que comenzarán a partir de las 17.00 horas, tendrán un aforo limitado y en las que se garantizarán medidas sanitarias: solo podrán acceder las personas que se hayan inscrito, serán concentraciones estáticas en las que los participantes estarán separados por dos metros de distancia y llevarán mascarilla obligatoria.

Photo gallery Las imágenes que nos deja 'La Diada' 2019 See Gallery

EL HUFFPOST PARA PHILIPS HUE