Top mejores destinos a donde viajar en agosto

Llegan las vacaciones y un año más debes tomar la decisión de a dónde viajar en agosto. ¡Te presentamos los mejores destinos para que decidas dónde ir este verano!
Una de las playas de Punta Cana en República Dominicana.
Santi Vidal Vallejo via Getty Images
Una de las playas de Punta Cana en República Dominicana.

Las vacaciones de verano están a la vuelta de la esquina y, aunque hay quien prefiere viajar en septiembre o en junio, el mes predilecto sigue siendo agosto. Los destinos a donde viajar en agosto están marcados principalmente por dos ingredientes principales: el sol y la playa.

Dentro de estos parámetros para disfrutar de los arenales, las piscinas para combatir las altas temperaturas tiempo que el mes de agosto trae consigo. Hay variedad de destinos a los que viajar en este mes del año. Hay quien prefiere no salir de España, incluso buscar un destino de vacaciones cerca de casa en su propia comunidad autónoma, o quien sí se anima a salir del país buscando algún destino europeo con buenas playas.

Además, estas vacaciones del mes de agosto suelen ser más largas que en otros meses del año por lo que hay quien incluso aprovecha para visitar varios destinos o alquilar un apartamento durante varias semanas o el mes entero.

Para los que buscan vacaciones para esta época del año, siguiendo las recomendaciones de webs especializadas en viajes como Rumbo, hemos recopilado ocho destinos donde viajar en agosto.

Madeira

Este archipiélago de cuatro islas portuguesas es un destino perfecto para el mes de agosto. La oferta va mucho más allá de un destino de playa y ofrece también rutas de senderismo, monumentos en la ciudad de Funchal y preciosos parajes naturales como los picos Ruivo y do Arieiro, donde además en agosto se celebra el Rally Vinho Madeira.

Una de las paradas imprescindibles de Madeira, más aún si se visita en época estival, son las piscinas naturales de Porto Moniz formadas por lava volcánica y con agua transparente y azulada. A pesar de ser un enclave turístico perfecto, al ser un destino donde ir de vacaciones en agosto, en muchas ocasiones puede haber demasiadas personas y estar lleno de turistas. Para los que prefieran más tranquilidad, está la opción de las piscinas naturales de Seixal, que son solo utilizadas por los locales y algunos pocos turistas.

Piscinas de Porto Moniz, en Madeira.
Luis Pina / EyeEm via Getty Images
Piscinas de Porto Moniz, en Madeira.

Al ser un archipiélago, la variedad de playas de Madeira es uno de los puntos fuertes. Cuenta con numerosas playas de distintos tipos, de piedras, de arena blanca o de arena volcánica. Entre ellas destaca la playa de Porto Santo, un arenal de 9 km que está dividido a su vez en cinco playas: la de Cabeco, la más visitada porque su arena tiene supuestos efectos terapéuticos para enfermedades como el reuma; la de Penedo, la menos concurrida de entre las que tienen bandera azul; la de Fontinha, de las más conocidas por sus aguas transparentes y tranquilas; la de Pedras Pretas, más desconocida y sin bandera azul, y la de la Calheta con piscinas naturales y dunas arenosas, además de contar con los servicios propios de tener bandera azul.

Sicilia

Otra isla, en este caso la más grande del Mediterráneo, también es uno de los destinos perfectos donde ir de vacaciones en agosto. Se trata nada menos de Sicilia que, más allá de la mala fama que la ha acompañado durante años, se ha convertido en una ciudad turística perfecta tanto para parejas o amigos como para ir en familia. Además, en Sicilia casi todos los modelos de playa son mixtos, es decir, hay una zona de pago con tumbonas y sombrillas y huecos libres para colocar la toalla sin coste.

La opción más factible para hacer frente a las altas temperaturas de agosto en Sicilia es ir a la playa. Entre las playas más populares de la isla está la de los Lagos de Marinello, situada en la localidad de Tíndaris al norte de Sicilia, este arenal es conocido por moldearse por las mareas y los vientos de la zona. Además, en Tíndaris también se puede visitar la misteriosa y curiosa virgen negra en el Santuario de la Madonna di Tindari y en agosto se puede disfrutar de la cosecha de sal de la zona. Otra de las playas más populares —evitando la turística Cefalú que está repleta en el mes de agosto— está la de San Vito Lo Capo situada en la Reserva Natural Zingaro y coronada por el Monte Monaco. Las aguas son claras y poco profundas, como si fuera una piscina natural, lo que hace que el baño sea aún más agradable.

Atardecer en San Vito Lo Capo (Sicilia).
Eugenio Pingo / EyeEm via Getty Images
Atardecer en San Vito Lo Capo (Sicilia).

Más allá de las increíbles playas que ofrece la isla italiana, viajar en agosto a Sicilia permite disfrutar de varias fiestas populares como la famosa Scala Illuminata, en la comuna de Caltagirone, donde se decora con velas, cerámicas y flores la escalera de Santa Maria del Monte con motivo de su onomástica la noche del 14 al 15 de agosto. También en esa semana de mediados de agosto se puede disfrutar de la fiesta más antigua del sur de Italia, el Palio dei Normanni, que conmemora en la ciudad de Plaza Armerina durante tres días la conquista de la isla por parte de los normandos con juegos y competiciones medievales.

Costa Brava

Otro destino perfecto para viajar en agosto es la Costa Brava. Esta zona de la provincia de Girona es uno de los atractivos turísticos de Cataluña por sus preciosas calas y sus parajes naturales, además de una gastronomía con distintos restaurantes galardonados con estrellas Michelin.

Este enclave sirvió como inspiración y refugio a famosos como Salvador Dalí o Pablo Picasso, que pasaron sus días en Cadaqués, un pueblo pesquero que mantiene el encanto tradicional y que cuenta con el museo del pintor surrealista catalán. Cercanas a Cadaqués se encuentran varias calas dentro del Parque Natural del Cap de Creus perfectas para disfrutar de playas algo menos masificadas como son la cala La Jugadora y cala Culip.

Cala de Isla Roja en Begur (Girona).
Eloi_Omella via Getty Images
Cala de Isla Roja en Begur (Girona).

Para los más atrevidos y que no quieran pasar los días de vacaciones bañándose y tomando el sol, también está la opción de hacer submarinismo en la Isla Roja o en las Islas Medas, declaradas Parque natural protegido, frente a la conocida Playa de l´Estartit.

País Vasco

Viajar en agosto al País Vasco es una de las opciones predilectas para aquellos que buscan huir de las altas temperaturas y el calor sofocante. En esta comunidad autónoma las temperaturas en este mes oscilan entre los 11ºC y los 25ºC, bastante por debajo de la media española. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la probabilidad de lluvia leve o moderada —lo que se conoce entre los locales como sirimiri— es bastante alta también durante todo el año.

Otro motivo para ir de vacaciones en agosto a esta zona es que en agosto tienen lugar las tres semanas grandes —aste nagusia, en euskera— del País Vasco: la de Bilbao, la de Vitoria y la de Donosti. En todas ellas se encuentran conciertos y charangas por la calle, actividades de todo tipo y los conocidos como txosnas, tabernas que se montan en la calle por las fiestas.

Vistas del Monte Igueldo en Donosti.
Simon McGill via Getty Images
Vistas del Monte Igueldo en Donosti.

Más allá de disfrutar de las playas, sus cascos históricos y las fiestas, el País Vasco es un destino perfecto para hacer turismo activo en agosto, ya que tiene las temperaturas más suaves que en otros puntos de España. Las opciones van desde hacer espeleología en la Cueva de Pozalagua, en Vizcaya, a planes para toda la familia como hacer senderismo por el Monte Igueldo en Donosti, a pasear por el bosque de Oma, obra artística de Agustín Ibarrola. Para los que prefieran hacer deportes acuáticos ambién está la opción de acudir a las playas surferas de Zarautz (Guipúzkoa) o Mundaka (Vizcaya).

Punta Cana

El principal atractivo de Punta Cana, más aún en el mes de agosto, son sus playas paradisiacas, aunque muchas de ellas son privadas y pertenecen a clubs y hoteles. Ejemplo de ello es playa Bávaro, mientras que hay otras con restaurantes y alojamientos más asequibles y ambiente más local en la zona de El Cortecito. También está la playa de Cabeza de Toro, que es más salvaje que las anteriores pero cuenta con cocoteros que llegan a la orilla, lo que da una imagen mucho más tropical.

También se recomienda visitar la playa de Isla Saona, a la que suelen acudir los visitantes desde República Dominicana. La riqueza natural de esta isla va desde sus fondos de coral que se pueden observar gracias a excursiones organizadas para bucear o hacer snorkel. Eso sin destacar su fauna marina, que si decides viajar en agosto estarán por sus aguas, desde tortugas a manatíes e incluso delfines.

Isla Saona en República Dominicana.
Peter Bischoff via Getty Images
Isla Saona en República Dominicana.

Más allá de sus arenales cristalinos y de disfrutar de los resorts que ofrece la isla, Punta Cana tiene mucha más oferta natural y turística. Por ejemplo, se puede visitar el Parque Natural de los Haitíses en la Bahía de Samaná, en cuyas excursiones se suele incluir visitas a los manglares e islotes en barcas y una visita a una de las cuevas habitadas por los indios taínos. También se recomienda la visita a la reserva natural Ojos Indígenas, con 600 hectáreas de bosques tropicales y doce lagunas de agua dulce, donde se puede disfrutar de un baño en sus lagunas, excursiones en catamarán o montar a caballo por sus playas.

Cádiz

Conocida como ‘la tacita de Plata’, Cádiz también es uno de los destinos a los que viajar en agosto para disfrutar de sus preciosas playas y de su ciudad milenaria. Cádiz permite perderse entre sus callejuelas en el barrio del Pópulo, el de Santa María o el de San Juan. Para los amantes de la gastronomía, en todos ellos se puede disfrutar de platos típicos como tortillitas de camarones, cazón en adobo o papas con choco.

Vista de la Playa de la Victoria en Cádiz.
David Soanes Photography via Getty Images
Vista de la Playa de la Victoria en Cádiz.

Para combatir las altas temperaturas, mientras el viento de Levante que suele azotar la bahía lo permita, la opción predilecta es disfrutar de sus distintas playas aunque estén llenas de gaditanos y gaditanas en el mes de agosto. La de La Caleta es la que más solera tiene de todos los arenales de la capital, también es la más popular al estar situada en el centro de la ciudad, entre los Castillos de Santa Catalina y San Sebastián. La de Santa María, conocida como ‘la de las mujeres’ porque solían acudir a ella las vecinas del barrio de Santa María, es un agradable arenal también situado en el centro histórico, aunque al igual que La Caleta, en agosto suele estar muy concurrido.

Entre los monumentos imprescindibles para visitar en Cádiz está la catedral de la ciudad, con su cúpula dorada y sus torres blancas mezcla de estilo barroco y neoclásico, la Torre Tavira, la torre más alta del Cádiz antiguo, que data del siglo XVIII, y desde donde se puede vislumbrar la ciudad desde distintos miradores. También se recomienda visitar el Castillo de Santa Catalina justo sobre las rocas de la playa o el Gran Teatro Falla donde se lleva a cabo el famoso concurso de agrupaciones del Carnaval de Cádiz.

Costa Azul

Fuera de España, en la costa francesa, la Costa Azul supone uno de los principales destinos estivales del país y un lugar perfecto a donde viajar en agosto. Eso sí, ciudades como Cannes o Saint Tropez están más masificadas durante julio y agosto que otros meses del año y su precio no está precisamente al alcance de todos los bolsillos.

Sin embargo, hay opciones más asequibles y menos masificadas como elegir Niza —con su impresionante catedral de Notre Dame— en lugar de estas dos ciudades y visitar las islas de Ste. Marguerite y St. Honorat en barco turístico y no en barco privado. Además, en estas localizaciones como el Fort Ste. Marguerite o sus bosques llenos de eucaliptos. También en la Costa Azul se recomienda descubrir joyas más desconocidas de la región como el pueblo pesquero de Cassis o el calanque de Port-Pin.

Atardecer en la playa en Cassis, Francia.
Esperanza Gaviria / EyeEm via Getty Images
Atardecer en la playa en Cassis, Francia.

Si lo que prefieres es escapar de las playas, también puedes visitar la ciudad de Grasse, conocida mundialmente como la capital de los perfumes debido a la importante industrial local desarrollada a partir del siglo XVIII a raíz de los valles de rosas, jazmines y nardos que la rodean. Fundada en el siglo VII mantiene su casco histórico medieval y es considerada una joya de la arquitectura genovesa y provenzal.

1. Valdevaqueros, Cádiz

Las mejores playas de España, según 'Traveler'

Sugiere una corrección