POLÍTICA
06/04/2021 14:16 CEST | Actualizado 06/04/2021 15:02 CEST

El Gobierno lamenta las negociaciones de Ayuso para la vacuna Sputnik

Sánchez reivindica la compra centralizada de la UE y pide “responsabilidad, seriedad, lealtad y solidaridad” a las autonomías.

Kiko Huesca / Pool/Getty Images
Sánchez y Ayuso, en el desfile del 12 de octubre.

La noticia de que el Gobierno de la Comunidad de Madrid mantuvo varias reuniones de manera unilateral con la empresa IberAtlantic, que produce la vacuna rusa Sputnik, para negociar su distribución ha pillado al Gobierno central con el pie cambiado. 

No sólo la Agencia Española del Medicamento (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad, desconocía estas posibles negociaciones, sino que ni siquiera la Agencia Europea del Medicamento (EMA) ha aprobado la administración de la vacuna rusa en la UE.

Sin mencionar ningún nombre propio, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dado este martes un recado al Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso en una comparecencia en la que ha anunciado que 33 millones de españoles estarán vacunados a finales de agosto.

“Responsabilidad, seriedad, lealtad y solidaridad”

Sánchez ha defendido el sistema de compra centralizada de vacunas a través de la Comisión Europea y ha pedido “a todos los gobiernos” que sean “responsables, serios, leales y solidarios”. “Estamos hablando de algo muy serio”, ha respondido el presidente cuando los periodistas le han preguntado por la cuestión ruso-madrileña.

Sánchez ha asegurado que “uno de los principales éxitos de la estrategia es que todos vayamos juntos, que hayamos centralizado las compras a través de la Comisión Europea”, que negocia con las compañías “en nombre de más 400 millones de personas”.

El presidente ha reiterado además que España sólo administrará vacunas “que tengan la validación de la EMA”, un filtro que todavía no ha logrado pasar el suero ruso. “Queremos garantizar la máxima seguridad para nuestros compatriotas”, ha insistido Sánchez.

“Es deber del consejero explorar negociaciones ante la inoperancia del Gobierno”

La postura oficial de la Consejería de Sanidad madrileña va en otra dirección. Defienden que “es deber del consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, explorar negociaciones ante la inoperancia del Gobierno”.

La Consejería reconoce que el 11 de febrero se produjo una reunión con la empresa IberAtlantica, cuyo CEO es Pedro Mouriño, cónsul honorario de Rusia en Vigo, “a petición de esa firma”. “La Consejería de Sanidad escuchó sus planteamientos, ya que esta vacuna estaba prevista que se fabricase en Galicia y querían conocer la situación de vacunación a nivel nacional y autonómico”, sostienen. 

Además, hubo otras dos reuniones con otros representantes de la vacuna rusa “para explorar el mercado internacional y tener todas las posibilidades abiertas en el futuro en la lucha contra la pandemia”, explican fuentes de la Consejería, aunque recalcan que lo hicieron “siempre dentro del marco nacional de vacunación”. “De hecho, la idea de la Consejería de Sanidad era facilitar un preacuerdo de compra beneficioso para todo el Sistema Nacional de Salud y en condiciones equitativas para todos los españoles”, apuntan. “Se trataba de ganar tiempo de negociación y a la espera de su aprobación por la EMA”, justifican.

El Ministerio de Sanidad no ha dado todavía su postura al respecto, mientras consulta con la AEMPS el procedimiento oficial (y legal) para este tipo de negociaciones al margen del Gobierno central.

Sánchez, por lo pronto, se ha centrado en propagar un mensaje “de unidad, sosiego y certidumbre frente a la lucha contra la pandemia”. Su máxima en este último año, dice, ha sido la de “no confrontar ni polemizar” con líderes regionales. Eso sí, el presidente ha reivindicado una y otra vez “la política de compras de vacunas” que ha hecho España.

Photo gallery Las mejores mascarillas disponibles en el mercado, según la OCU See Gallery

NUEVOS TIEMPOS