El golpe de Rocío Carrasco a su hija Rocío Flores

Esta vez no hay forma de culpar a Antonio David Flores y su guerra con Rociíto.
Rocío Flores en 'Supervivientes' y su madre Rocío Carrasco.
Rocío Flores en 'Supervivientes' y su madre Rocío Carrasco.

″¿Vas a ver Supervivientes?”, le preguntaron los reporteros. ”¿Eso lo ponen en Netflix?”, fue la respuesta en febrero de Rocío Carrasco. Una declaración que no pasó desapercibida para nadie, y mucho menos para sus detractores. La respuesta de Rocíito le dolió a su hija que participa en esta edición del reality de Telecinco, Rocío Flores, y a su padre por hacerle ese ‘desprecio’ a la joven.

Si la mejor defensa en todo el entramado Flores-Carrasco era el silencio de la hija de Rocío Jurado, ahora ha perdido esa baza. Rocío Carrasco ha concedido una entrevista a la revista Hola!. Una exclusiva que ha golpeado una vez más de frente a su hija: ni la menciona.

Casualidades de la vida, la portada más esperada llega justo en el momento en el que la joven sigue participando en Supervivientes, aislada y sin poder enterarse de nada, desde donde pidió que su madre le enviase un mensaje, fuese de la forma que fuese, para saber que está bien por la situación del coronavirus. Su relación con su madre es tan nula que ese mensaje nunca llegó.

Los defensores —casi todos amigos— de Rocío Carrasco en los platós de Telecinco siempre utilizan el recurso de su silencio. Con esta entrevista de por medio, esa excusa ya no vale: no hace ni una mención a su hija, pero el no haberlo hecho es igual de válido para cuestionar ‘¿por qué no habla de su hija?’. Ella sabe bien cómo funciona el mundo del corazón y qué es lo que puede esperar ahora.

El titular ya es una declaración de intenciones: “Fidel [su pareja] y yo llevamos veinte años de glorioso encierro”. Según la publicación, Carrasco “no tiene muchas ganas de entrar en polémicas… más bien, de hablar y reflexionar sobre este mundo loco y roto (por el coronavirus), sobre el que no pierde la esperanza…”. ¿Qué pensaba Rocío Carrasco? ¿Que el impacto de estas declaraciones iba a ser su opinión sobre el coronavirus?

Su frase “Fidel y yo llevamos veinte años de glorioso encierro” es la más destacada de todas las revistas del corazón este miércoles, después de años de silencio. Además, todos los comentarios en redes sociales van en la misma línea: ¿Y qué pasa con sus hijos? Lo ignoramos.

La verdadera enemistad entre madre e hija salió a la luz, tras años de rumores, en febrero de 2020. Un enfrentamiento entre ambas que ocurrió cuando la niña tenía cerca de los 12 años y que finalizó con Rocío Carrasco en el suelo.

La pelea llegó a los juzgados. La sentencia condenó a la niña por “maltrato habitual, amenazas e injurias” contra su madre. La jueza resolvía que, efectivamente, Rocío Carrasco había recibido “golpes y patadas”, mientras que en Rocío Flores “no observó lesión alguna”.

Sin embargo, la opinión del público ha dado un giro de 180º gracias a la participación de Rocío Flores en Supervivientes. Los colaboradores de plató coinciden en que la joven de 23 años está demostrando, ante todo, ser una buena persona y madura, a pesar de su edad y que posiblemente cometió un error siendo una niña.

Actualmente, Rocío Flores vive con su padre, Antonio David Flores, la mujer de éste, Olga Moreno, y su hermano, David Flores. Rociíto y Antonio David llevan veinte años de enfrentamientos en los juzgados. Rocío Carrasco le ha demandado por todo lo demandable:

  • El juez obligó a Antonio David en 1999 a pagar una manutención de 140.000 pesetas al mes tras luchar por la custodia de sus dos hijos, Rocío y David.
  • Ese año, Antonio David se declara insolvente y actualmente su deuda asciende a casi 60.000 euros.
  • Rocío Carrasco denuncia en 2016 a Antonio David por difamación en los medios durante 17 años (que supuestamente le ocasionó daños psicológicos), por no pagar la manutención —por la que la Fiscalía le pide una multa que supera los 7.300 euros y tres años de cárcel— y por secuestro de un menor. Respecto al último ilícito penal, la versión de Olga es que nadie fue a recoger a David Flores al colegio y el centro llamó a su padre para que lo hiciera. “Antonio David fue a recogerlo... y hasta el día de hoy”. Aunque, según los ‘partidarios’ de Rocío Carrasco en los platós de televisión, la hija de La más grande envió un email a través de su abogado en el que pedía “saber cuándo le iban a devolver al niño, porque quería que fuese a su boda con Fidel Albiac”. El joven también vive con su padre.
  • También en 2016, Rocío Carrasco pone una querella contra Antonio David por maltrato físico y psicológico continuado y le pide una compensación económica de 50.000 euros y cinco años de prisión. El juez la desestima. “A Antonio David se le han cerrado todas las puertas (laborales) porque le han puesto ese cartel”, ha explicado Olga Moreno.
  • Antonio David es condenado en 2017 a pagar las costas de un juicio contra Rocío Jurado, la abuela de los jóvenes. Eso sí, son muchos los que afirman que Rocío Jurado dejaba a Antonio David ver a sus hijos a escondidas, cuando aún estaban con su madre.
  • Este año, estando ya Antonio David dentro de la casa de GH VIP, Rocío Carrasco pide el embargo de su caché por no pagarle la pensión. En el concurso estaría cobrando entre 25.000 y 30.000 euros semanales.
  • Este mismo año, Rocío Carrasco ha vuelto a acusar a su exmarido, esta vez por estafa procesal e insolvencia punible. Según Carrasco, el ex guardia civil habría ingresado alrededor de 300.000 euros en cinco años en televisión y revistas a través de terceras personas, a pesar de que él se declaró insolvente para no pagar la pensión de sus hijos. Antonio David se enfrenta a tres años de prisión.
Todos los 'satélites' de Rocío Jurado que se han hecho famosos