INTERNACIONAL
04/04/2019 21:01 CEST | Actualizado 05/04/2019 10:04 CEST

Guy Verhofstadt, el europeísta que ve el Brexit como una bendición

El líder de ALDE defiende que el divorcio de Reino Unido con la UE, pese a todo, encierra una oportunidad.

Dice lo que piensa, aunque a veces eso implique generar un terremoto político. A estas alturas del juego puede presumir de haberse convertido en una de las voces más autorizadas en el seno de Europa. El discurso ágil y directo de Guy Verhofstadt (Dendermonde, Bélgica, 1953), con el que se puede comulgar o no, es difícil de ignorar. Por eso, cuando afirma que David Cameron “se arrepentirá toda la vida de haber convocado el referéndum sobre el Brexit”, uno sabe que no lo dice por decir. Lleva años siendo el coordinador del Parlamento Europeo para la salida de Reino Unido de la UE y, pese a que cree que aquel 23 de junio se cometió “un gran error”, desde su postura de “europeísta convencido”, defiende que, pese a todo, este divorcio puede ser una bendición (encubierta).

“El Brexit ha hecho que sea muy complicado para los populistas y eurófobos difundir su mensaje de acabar con la UE, porque desde entonces a Europa se la ve como un faro de estabilidad. La gente es consciente de lo que pasa cuando abandonas el club comunitario: Reino Unido está inmerso en el caos absoluto, nadie optaría voluntariamente por ese escenario y ahora puede ver cómo todo el mundo se ha vuelto mucho más optimista con respecto a la UE”, asegura a El HuffPost, el líder de ALDE.

¡En lugar de unirles, el referéndum sobre el Brexit ha dividido a toda la nación!

Ese caos tiene nombre propio: el de David Cameron, el exprimer ministro británico. “Convocó un referéndum que básicamente tenía la finalidad de encontrar una solución para un problema interno dentro del Partido Conservador. ¡En lugar de unirles, el referéndum ha dividido a toda la nación!”, lamenta. “Fue el mayor error de su carrera política”.

Pero de todo error se aprende. Él, que se convirtió en primer ministro de Bélgica allá por 1999, poniendo punto y final a medio siglo de alternancia entre socialistas y populares, sabe bien que las oportunidades hay que aprovecharlas. Ahora quiere trasladar la jugada que ejecutó en Bélgica al plano europeo, para acabar con el tradicional bipartidismo. Y quiere hacerlo bebiendo del discurso del presidente francés, Emmanuel Macron, que aboga por “el renacer de Europa”. Esa es la carta maestra que le queda a la UE frente a populistas como Marine Le Pen (Francia), Matteo Salvini (Italia) o Viktor Orbán (Hungría), que sólo quieren “destruir todo lo que hemos construido en los últimos 70 años”. “El Brexit lo ha cambiado todo. Ahora los eurófobos no pueden llegar y vender un mensaje de destrucción, eso directamente no funcionará. Por eso creo que es posible combatirlos y derrotarlos, como ha pasado en otros países. En lugar de destruir Europa, tenemos la obligación de reformarla, de hacerla un lugar mejor en el que vivir. Ese es el gran desafío por el que luchamos en toda la UE”.

El Brexit lo ha cambiado todo. Ahora los eurófobos no pueden llegar y vender un mensaje de destrucción, eso directamente no funcionará.

Aspira a que el proceso de divorcio con Reino Unido sea lo más transparente posible y por eso, conociendo como conoce las negociaciones de Brexit, Verhofstadt no duda a la hora de establecer la prioridad inmediata: “Tenemos que hacer todo lo posible por evitar un Brexit sin acuerdo con el que todo el mundo perderá”. Sin embargo, como el resto de sus colegas europeos, considera que esto depende “principalmente” de que los británicos sean capaces de resolver sus problemas internos. “El referéndum fue hace tres años y todavía no han sido capaces aclararse sobre lo que realmente quieren”.

De hecho, todavía está en el aire la participación de Reino Unido en las próximas elecciones europeas. En el peor escenario, los británicos abandonarán sin acuerdo la UE el próximo 12 de abril. Pero si solicitan formalmente una prórroga más larga, hasta el 22 de mayo, la historia cambia, ya que estarían obligados a celebrar las elecciones europeas. Si se da el escenario por el que tendrían que votar esto, según el líder de ALDE, “no tendría sentido”. “No hay espacio para ellos en el Parlamento Europeo en la próxima legislatura. No hay por dónde coger que formen parte del proceso de decisión cuando su prioridad actual es la de abandonar la UE”.

Las próximas elecciones europeas

Ahora Verhofstadt quiere aprovechar ese histórico error de decir ‘sí’ a la salida de la UE en las próximas elecciones europeas, que en España se celebrarán el 26 de mayo. Lidera junto a la actual comisaria de Competencia, la danesa Margrethe Vestager, el “Equipo Europa” de ALDE, formado por varios nombres de la familia liberal que protagonizarán la campaña y entre los que estará también el cabeza de lista de Ciudadanos, Luis Garicano.

Que su formación acudiera a esta cita europea con las urnas con el partido liderado por Albert Rivera ha llegado a peligrar. Vox tiene la culpa. No pactar con la ultraderecha es una línea roja que Verhofstadt jamás cruzaría, motivo por el que le ‘compra’ el mensaje a la formación naranja sobre el Gobierno en Andalucía: “Ciudadanos ha dejado claro que no han negociado con Vox para formar gobierno en Andalucía, el PP sí lo hizo”.

Todo el mundo conoce mi postura contra la extrema derecha en cualquier país como enemiga que es de Europa y de los valores que promovemos

“Todo el mundo conoce mi postura contra la extrema derecha en cualquier país como enemiga que es de Europa y de los valores que promovemos, pero la clave aquí es estudiar y entender qué hizo que se convirtiera en una fuerza potente en Andalucía y qué hicieron mal los otros partidos para abrirles la puerta a las instituciones”, añade.

Sin embargo, de cara a las elecciones generales, Rivera ha dicho por activa y por pasiva que no pactará con el PSOE. De Vox no ha dicho nada. Por eso, preguntado sobre qué pasaría si Rivera accede a reeditar el pacto andaluz tras el 28-A, Verhofstadt esta vez -respaldándose entre risas en que en política ha aprendido a no responder a preguntas formuladas en condicional- se va por la tangente: “Creo en Rivera, le conozco como un hombre de fuertes valores proeuropeos. Recomiendo a todo el mundo que le vote”.

Photo gallery Consecuencias del Brexit See Gallery

PULEVA PARA EL HUFFPOST