Joe Biden se lleva a sus nietas a la cena en el Prado ante la ausencia de Jill Biden

Maisy y Finnegan Biden han acompañado a su abuelo a la velada ofrecida por Pedro Sánchez.
Joe Biden y sus nietas, con Pedro Sánchez y Begoña Gómez.
EFE
Joe Biden y sus nietas, con Pedro Sánchez y Begoña Gómez.

Maisy y Finnegan Biden no se han perdido un evento acompañando a su abuela Jill Biden en los actos de la agenda ‘paralela’ de la Cumbre de la OTAN en Madrid. Las nietas de Joe Biden llegaron a la capital el domingo con la primera dama y desde entonces no se han separado de ella.

Visitaron el centro de refugiados ucranianos en Pozuelo de Alarcón junto a la reina Letizia, y estaban en el grupo de acompañantes que se desplazó a Segovia este miércoles para recorrer el Real Sitio de La Granja de San Ildefonso y la Real Fábrica de Cristales. Tampoco se perdieron la tarde de compras por Madrid con la primera dama estadounidense.

Este miércoles, en la cena ofrecida por Pedro Sánchez a los jefes de las delegaciones y sus parejas en el Museo del Prado, Maisy y Finnegan han dado un paso más y han ganado protagonismo acompañando al presidente ante la ausencia de Jill Biden.

Las jóvenes, hijas pequeñas de Hunter Biden, han charlado de manera animada con Sánchez y su esposa, Begoña Gómez, y también han conversado con José Andrés, encargado de elaborar el menú de la velada. Las nietas de Joe Biden acostumbran a viajar con sus abuelos en muchos de sus desplazamientos al extranjero y, en esta ocasión, han entrado al museo de la mano de su abuelo.

Biden, de la mano de una de sus nietas.
EFE
Biden, de la mano de una de sus nietas.

Según medios estadounidenses como la cadena CNN, Jill Biden se ha ausentado de la cena Euroatlántica porque ya ha puesto rumbo de vuelta a Washington y ha dejado Madrid en la tarde del miércoles.

La primera dama se perderá por tanto la visita al Teatro Real planificada para este jueves y el menú de José Andrés en la pinacoteca española. Organizados en dos grupos, líderes en el Claustro de los Jerónimos y acompañantes en la Sala de las Musas, han disfrutado de un menú con platos como espaldita de cordero cocinada a baja temperatura con puré de limón, gazpacho de bogavante con verduras de verano al aroma de albahaca y aceite de oliva virgen extra de variedad Arbequina o un aperitivo de bacalao, naranja y remolacha, según ha informado Presidencia de Gobierno.

Para el postre, bautizado como Sabores de Madrid, Andrés ha combinado en un solo plato el anís de Chinchón, la fresa de Aranjuez, el barquillo y el caramelo de violeta.

Antes de la cena, los asistentes han disfrutado de la música de la Orquesta Sinfónica de Kiev, presente “como gesto de apoyo permanente a Ucrania y homenaje a su patrimonio cultural”, según el Gobierno.

Madrid acoge la Cumbre de la OTAN