La estrategia de Zara con Marta Ortega de la que no te habías dado cuenta

La hija de Amancio Ortega se ha convertido en la mejor embajadora de la firma gallega.

Marta Ortega no es influencer ni le gusta hacer demasiadas apariciones públicas, pero todo lo que se pone se agota. Las prendas que elige suelen analizarse con lupa y en muchas ocasiones esas prendas son, como no podía ser de otra forma, de Zara.

Que la heredera del imperio de Inditex vista ropa de las firmas del grupo no es raro, lo que sí llama la atención es la estrategia de Zara de utilizar a Ortega para despertar curiosidad en las compradoras. La gallega luce las prendas de la marca en la que ella misma trabaja antes de que lleguen a las tiendas, las convierte en un flechazo entre las fans de la firma y semanas después Zara las pone a la venta para agotarlas tanto en la web como en las tiendas.

La última vez ha sido esta misma semana. Zara ponía a la venta este lunes un vestido camisero en tonos crudos y manga tres cuartos que Ortega había lucido en julio para acudir al Universal Music Fest en el Teatro Real de Madrid y que acaparó multitud de titulares. El modelo, que cuesta 49,95 euros, ya se ha agotado en varias tallas.

Marta Ortega en el Universal Music Fest en Madrid en julio de 2019, a la derecha, imagen de la prenda en la web de Zara. 
Marta Ortega en el Universal Music Fest en Madrid en julio de 2019, a la derecha, imagen de la prenda en la web de Zara. 

Si echamos la vista atrás hasta principios de año, encontramos la misma estrategia. Marta Ortega acudió el 26 de enero junto a su marido Carlos Torretta al desfile de su suegro, Roberto Torretta, en la semana de la moda de Madrid. La prensa especializada y muchos de los asistentes se volvieron locos por descubrir la marca del vestido negro de lunares rosas y corte midi que lució Ortega en el primera fila del desfile. A mediados de febrero Zara lo puso a la venta en su web y se agotó en cuestión de horas.

Marta Ortega en el desfile de Roberto Torreta en enero de 2019 en Madrid.
Marta Ortega en el desfile de Roberto Torreta en enero de 2019 en Madrid.

Apenas dos días antes, la hija pequeña del fundador de Inditex acudió a la semana de Alta Costura de París, concretamente al desfile de Valentino, firma que lidera Pierpaolo Piccioli, el diseñador que se encargó de sus cuatro vestidos de novia. Ortega eligió un traje de chaqueta de encaje negro que recordaba precisamente a uno que había presentado la marca italiana en su colección de verano. Resultó ser un conjunto de Zara que se lanzó 15 días después.

La chaqueta costaba 69,95 euros y el pantalón 49,95, pero no tardaron en desaparecer de las tiendas de la firma gallega.

Pero parece que este patrón no es espontáneo ni tampoco flor de un día. En febrero de 2018 la revista Hola publicó de que Zara había puesto a la venta un abrigo verde de corte recto de 99 euros que Marta Ortega ya había lucido dos meses antes en un evento de noche.

La cosa no quedó ahí, en los meses posteriores, durante el verano de ese año, Ortega se convirtió en lo que se suele llamar una prescriptora de estilo. La culpa la tuvo una foto en la cuenta de Instagram de la fotógrafa de street-style Sandra Semburg que la inmortalizó a las puertas del desfile de Valentino Alta Costura en julio.

El vestido de flecos que llevaba Ortega se convirtió en la prenda más buscada esos días y existir, existía. El modelo todavía se vendía en la web de Zara por 15,95 euros pero apenas quedaban unas cuantas unidades. Eso sí, la marca supo explotar el furor y aprovechó su colección de otoño para lanzar el mismo modelo pero en color azul por 79,75 euros. Obviamente, voló.

Aunque la pequeña de los Ortega es un rostro cada vez más habitual en las semanas de la moda, su evento por excelencia sigue siendo el Concurso Internacional de Saltos que se celebra en el recinto hípico de Casas Novas (A Coruña). En julio de 2018 la gallega vistió un conjunto de camisa y pantalón ancho de estampado de serpiente que no pasó desapercibido y que anticipaba la tendencia animal print que arrasó el pasado invierno. Un mes después, a finales de agosto Zara puso ambas prendas a la venta. El misterio quedaba resuelto.

Marta Ortega en Casas Novas en julio de 2018, a la derecha, imagen de la colección de Zara. 
Marta Ortega en Casas Novas en julio de 2018, a la derecha, imagen de la colección de Zara. 

La hija del fundador de Inditex, de 35 años, ha seguido los pasos de su padre y ocupa un puesto directivo en Zara Woman, por eso se implica en las colecciones cápsula o de edición especial. Su predilecta es la SRPLS, que en su lanzamiento destacó por su inspiración militar y de la que Ortega lució varias prendas que agotó rápidamente. Antes de que la colección pudiera comprarse, la gallega ya vistió una sobrecamisa de camuflaje que consiguió captar la atención de las seguidoras de la marca.

¿Estrategia o privilegio? Lo que está claro es que funciona, y que Marta Ortega se ha convertido en la mejor embajadora de Zara.

Fiesta de la boda de Marta Ortega y Carlos Torretta