VIRALES
01/07/2019 12:32 CEST

La historia de una niña de cinco años que busca estafar al ratoncito Pérez ya ha conquistado Twitter

Más de 14.000 'me gusta'.

Twitter

Twitter es un mundo cargado de historias. Divertidas, recordando tiempos pasados o con anécdotas que no dejan de sorprender, la red social del pajarito no defrauda. La última y que se ha hecho viral es la de Noe T (@mcnolys)

La usuaria ha contado cómo Ana, su sobrina de cinco años, ha querido estafar al ratoncito Pérez. Todo empezó cuando estaban ambas en casa de su abuela y la pequeña decidió contar su plan. 

La sobrina se la lleva fuera de casa a un rincón y le dice con voz tajante: “Mira tía tengo un problema, necesito tener más moneda”. Entonces, ella con cara de sorpresa total se interesa por el motivo que le lleva a una niña de cinco años a querer más monedas.

“Pues mira porque quiero ser rica y tengo un plan”, le cuenta. En ese momento le da un piedra, que la pretende hacer pasar por un diente. 

El diálogo que mantienen ambas no tiene desperdicio. Noe le pregunta si quiere monedas para jugar, es decir, más piedras. La respuesta de la pequeña: “A ver jopetas tía no te enteras, no es una piedra es un diente ¿o no lo ves?”. 

Noe le dijo que era piedra, así que su sobrina le tuvo que explicar su plan. “Si quiero más monedas y solo me las da el ratoncito Pérez pues tú me tienes que ayudar”, empieza Ana, que le concreta que solo tenía que ponerlo debajo de la almohada, que él le dará las monedas y ella luego se las devuelve. 

La tuitera le dijo que la pusiera ella y su respuesta no tiene pérdida: “Vamos a ver tía [en referencia a Ana] el Ratoncito Pérez sabe que ahora no se me mueve ningún diente. Pero tú cómo eres vieja (tengo 24) se te caen al comer y fue lo que pasó, además, si sé da cuenta que es una piedra no va a volver cuando me caigan los otros”.

Su decisión es la de ayudarla, pero intenta negociar con ella que la mitad del premio se lo lleva su sobrina y la otra mitad ella, como en concepto de intereses, algo que por supuesto Ana descarta. 

La pequeña no cesa en su empeño. “Dos para mí y una para ti”, le contesta.¿Vamos a ver tía que parte de que quiero ser rica no entendiste?, añade.

Dos tuits después, Noe lo describe de forma clara: “Sabe negociar mejor que yo. Aquí estoy ahora, buscando monedas por casa para dárselas cuando la vuelva a ver”.

Pero le puso una condición, que no se lo contara a su madre porque ella le puede mentir al Ratoncito Pérez, pero no a su madre. “Nos salió medio digna y todo”, añade. 

Después le informa que ya tiene la moneda y que sí, que han conseguido engañar al popular ratón. 

La valoración final de Noe es muy clara: “Ana es muchas más monedas ricas. La tía es muchas más monedas pobre”. 

El motivo por el que quiere tanto dinero, es, como dice la propia usuaria, para “morirse de amor”. “le he preguntado para que quiere tanto dinero, su respuesta ha sido: para comprarle un regalo a Andrés (su hermano de 2 años). Prevaricando para la familia, como buena capitalista en ciernes”.

En el primer tuit habla de cómo fue su primera relación con el ratoncito Pérez. Un diente accidentado porque se le cayó, lo perdió, no lo encontró y su profesora le hizo una carta para dársela al pequeño mago. 

ESPACIO ECO