NOTICIAS
10/08/2021 21:12 CEST

LaLiga ya no es lo que era

¿Qué le está pasando a la mejor liga del mundo?

Paul Hanna via Reuters
Javier Tebas, presidente de la liga nacional de fútbol.

Hace unos años a Javier Tebas se le llenaba la boca diciendo que “tenemos la mejor liga del mundo”. Era 2018 y el fútbol español vivía un momento de auge, los equipos españoles ganaban todos los torneos en Europa y el mundo miraba a España.

Tres años y una pandemia después, el escenario es totalmente diferente: clubes en apuros económicos, fuga de estrellas y enfrentamientos internos. La situación provocada por el coronavirus ha acelerado está devaluación de LaLiga con estadios vacíos y los ingresos televisivos tambaleándose. Pero, ¿esto era una muerte ya anunciada?

Hasta la temporada 2019/2020, LaLiga se ha mantenido con récord de ingresos y ese año se superaron los 5 mil millones de euros, según cifras oficiales presentadas por la institución. Para la última campaña, afectada en su totalidad por la Covid-19, las previsiones cayeron hasta los 3 mil millones de euros. Un golpe económico que las otras ligas europeas han sabido aprovechar y trabajar partido a partido. Y al final le han metido a la organización dirigida por Tebas un gol en el minuto 92 y por la escuadra con las salidas de jugadores clave y que ahora tendrán todos los focos centrados en Francia, Inglaterra e Italia. El Manchester City, el Liverpool y el PSG son los tres clubes más caros de Europa.

Photo gallery Comparación del valor de las ligas europeas See Gallery

La incógnita ahora es saber qué va a pasar esta temporada en España y cómo van a revertir esta situación de caída. El futuro del fútbol español se encuentra en un limbo de incertidumbre y las últimas noticias agravan la crisis.

El golpe más reciente ha sido la salida de Leo Messi hacía el PSG. Toda una vida ligada al FC Barcelona y cosechando grandes éxitos en el club blaugrana, pero la situación se ha vuelto insostenible para cumplir con el fair play que impone la competición.

Mientras Messi decía entre lágrimas que se quería quedar, su presidente, Joan Laporta, decía que no estaba dispuesto a hipotecar al club durante medio siglo, ni siquiera por el mejor jugador del mundo.

De esta forma señalaba directamente a Tebas por la pérdida de su mayor atractivo de LaLiga para poder cumplir con los límites salariales que ellos mimos le imponen. Con la salida, el Barça perderá 137 millones de euros en valor de marca, según previsiones de la consultora BrandFinance, por la caída en venta de entradas, camisetas y derechos de televisión. ¿Cuántos millones más perderá LaLiga?

De primeras, los aficionados que van en busca de espectáculo seguirán el club en el que estén sus ídolos y, por tanto, ese beneficio sacarán las ligas europeas con Messi, Cristiano Ronaldo o Neymar Jr., entre otras estrellas.

Captura
Top 5 de los jugadores más caros de LaLiga 2021/2022.

Y esto aún no ha acabado porque el mercado de fichajes cierra el 31 de agosto y el daño puede ser aún mayor. Sobre todo porque va a ser difícil que los clubes españoles compensen estas salidas con la llegada de otras estrellas teniendo en cuenta que en el último año sus arcas presupuestarias se han visto mermadas.

Por el momento, solo el Atlético de Madrid y Villarreal han superado la barrera de los 30 millones de euros en fichajes en el presente mercado de verano.. Datos muy alejados de los 112 millones de euros que gastó el Barça en año anterior, según Transfermarkt.

Captura
Top 10 mercado de fichajes de verano en Transfermarkt.

Pero esas serán cifras que costará volver a ver sobre todo con la situación de austeridad que viven los clubes y que esperaban mejorar con la afluencia de público en los estadios.

Sin embargo, las nuevas disposiciones mantienen las limitaciones de aforo y los campos seguirán semivacíos. 

En dos semanas arranca LaLiga y por el momento cada comunidad está aplicando su criterio y diferentes porcentajes de asitencia, al menos durante las primeras jornadas. Como medida “justa”, algunos clubes ya están anunciando sorteos para ver quiénes son los socios afortunados que volverán a las gradas a animar a su equipo. Por otro lado, no habrá posibilidad de comprar entrada en taquilla para los aficionados visitantes. Así que esos ingresos se seguirán perdiendo e impactando directamente en las arcas de los equipos. Si no hay entradas no hay ingresos, y sin ingresos se congelan los grandes fichajes y se afecta a los derechos de televisión e indirectamente al atractivo de la competición.

Pelea en las altas esferas

La tensión por esta situación de crisis está llegando a los altos cargos y se manifiesta en los constantes enfrentamientos públicos entre las autoridades y los presidentes de los clubes y también entre presidentes de clubes, directamente.

Recientemente, LaLiga ha alcanzado un acuerdo estratégico con el fondo de inversión internacional CVC para inyectar 2.700 millones de euros en la competición a cambio de un 11% del negocio durante 50 años.

Por su parte, varios clubes han rechazado esa opción porque no quieren “regalar el futuro de 42 equipos (de Primera y de Segunda)” y aumentar su deuda. Entre ellos, el Real Madrid que es uno de los fuertes opositores e incluso ha anunciado que tomará acciones legales contra Tebas y el máximo responsable del fondo CVC.

“El fútbol profesional español se expresará en plena libertad (incluido el propio Real Madrid CF) el próximo jueves 12 de agosto en la Asamblea General Extraordinaria de LaLiga”, ha expresado Tebas en un comunicado.

 

Mientras se ponen de acuerdo, LaLiga ya plantea opciones para tratar de convencer a los clubes con un proyecto que se hará con la aceptación de este crédito: LaLiga Tv.

Un proyecto ambicioso y que se fija en plataformas como Amazon Prime o Netflix. La idea es poder abaratar el fútbol a través de emitir los partidos desde una plataforma propia y sin operadores.

Según el propio Tebas, se espera que el proyecto sea una realidad en 5 años. Mientras llega, los ingresos por derechos audiovisuales seguirán siendo una de las fuentes más importantes de los clubes.

Tal y como refleja la web de LaLiga, en la temporada 2019/2020 los clubes de Primera generaron ingresos por derecho de televisión de 1.417 millones de euros, siendo el Barça, el Real Madrid y el Atlético de Madrid los clubes principales.

Captura
Tabla de ingresos audiovisuales en la temporada 2019/2020.

En vista de que cada año, estos ingresos están más comprometidos, los clubes también han buscado su propia solución: la Superliga europea, un proyecto que se venía gestando desde hace años,  que encontró su momento en 2021 y que supuso un nuevo enfrentamiento entre Javier Tebas y Florentino Pérez.

La idea pretendía crear una liga cerrada con los mejores clubes de Europa y que, según sus defensores, con más atractivo que las actuales competiciones europeas. Esto les iba a generar cuota de pantalla y salvar su economía, o al menos no tener tantas pérdidas.

En ese caso, la UEFA, respaldada por las ligas afectadas, entre ellas la española, y con el apoyo de los clubes más modestos, tomaron medidas y consiguieron frenar el proyecto...de momento.

Los primeros que se salieron de ese grupo de equipos seleccionados fueron los clubes ingleses. Y tiene mucho sentido, sobre todo con la llegada de jeques y grandes fortunas a los equipos que demuestran que su situación no es tan crítica como la del Real Madrid o Barcelona.

Cada vez es más común ver esa figura millonaria detrás de un club, que ayuda a sanear sus arcas con sus millones, hacer grandes fichajes y elevar su caché a niveles mundiales. Es el caso del Manchester City, del Paris Saint-Germain, del Chelsea, el Leicester, y así una larga fila de clubes.

Eso provoca también que los jugadores aspiren a jugar allí donde mejor les pagan y así como antes los clubes de referencia eran los españoles ahora se fijan en otros equipos europeos.

Es un modelo que están siguiendo desde hace años las ligas inglesa, francesa e italiana y que de momento les está funcionando en perjuicio de LaLiga.

A la caza de nuevos ingresos

La situación de los clubes españoles es más precaria todavía por la pérdida de un tipo jugoso de patrocinador: las casas de apuestas. Los clubes deportivos buscan a última hora nuevos patrocinadores ya que no podrán exhibir en sus camisetas ninguna casa de apuesta. En noviembre, el ministerio de Consumo aprobó un decreto que prohibía este tipo de publicidad y esto obliga a los clubes a buscar estos ingresos en otros sectores.

Según datos del Observatorio Sectorial DBK de Informa, los equipos de primera y segunda división ingresaron 4.495 millones en la temporada 2018/2019, principalmente repartidos entre el Real Madrid y el Barça.

En resumen, situación complicada para los clubes, situación complicada para LaLiga que ve cómo lo que ha sido ya no vuelve a ser y sin un futuro claro a menos de dos semanas para el comienzo de la competición.

Photo gallery Javier Puado, el futbolista que causa sensación en redes See Gallery