POLÍTICA
02/06/2020 17:01 CEST | Actualizado 02/06/2020 17:55 CEST

Marlaska: "No voy a dimitir"

Tenso debate en el Senado entre el ministro del Interior y el PP por el cese de Pérez de los Cobos.

EFE
Marlaska

Máxima tensión.El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha indicado este martes en el Pleno del Senado que no piensa dimitir después de que el PP le exigiera que dejara su cargo en un duro rifirrafe.

“Vuelvo a repertirle la razón por la que no voy a dimitir: Ni este ministro ni ninguna persona de su equipo ha pedido informe alguno ni ha injerido en la tramitación del mismo”, ha señalado en respuesta a Fernando Martínez-Maíllo (PP), que le ha acusado de mentir al Parlamento y los ciudadanos.

El ‘cara a cara’ lo ha iniciado en la sesión de control Martínez-Maíllo que ha arremetido: “Su situación política es insostenible. Usted no debería sobrepasar este Pleno sin haber presentado la dimisión”. “Ahora ya sabemos la verdad, señor ministro”.

Según Maíllo, basándose en la nota reservada que se ha conocido hoy de la directora de la Guardia Civil, María Gámez, el cese sí tiene que ver con el informe policial sobre el 8-M. “Le cesó porque se negó a entregarle el informe”, ha continuado el senador popular, que ha agregado: “Al señor Pérez de los Cobos habría que ascenderle”.

″¡Coño, que me mintió, mintió a todos los españoles en sede parlamentaria!”, ha gritado Maíllo, por las declaraciones hace unos días en el Senado de Marlaska de que no conocía el informe encargado por la jueza a la Guardia Civil sobre el 8-M. “Por favor, salga de aquí dimitido”, ha reiteardo el parlamentario conservador.

Según una nota “reservada” de la Guardia Civil desvelada hoy por El Confidencial, la directora de la Guardia Civil, María Gámez, admitía que ese cese se hacía por una “pérdida de confianza” por “no informar del desarrollo de investigaciones y actuaciones de la Guardia Civil, en el marco operativo y de Policía Judicial, con fines de conocimiento”. 

Posteriormente, Interior ha reconocido que cesó al coronel por una pérdida de confianza al no haber comunicado las actuaciones de la investigación del 8-M, pero en ningún caso por el contenido del informe, al que no tuvieron acceso ni el departamento ni la dirección del cuerpo.

El ministro ha llegado a la sesión de control después de que el Gobierno le mostrara su “total” apoyo en boca de la portavoz, María Jesús Montero, después del Consejo de Ministros respaldando su versión del cese para renovar el equipo por confianza.

Marlaska ha reiterado que lo único que estaba haciendo era renovar el equipo. ”¿Sabe que la única diferencia con ustedes? Que nosotros cuando perdemos la confianza justificamos la razón de la pérdida de confianza, lo que pasa es que ustedes la malinterpretan”, ha respondido el titular de Interior tras las acusaciones del PP.

“Por repetir falsedades, las mismas no generan verdad”, ha resaltado el titular de Interior, que le ha soltado: “Ustedes confunden cómo actuaban ustedes llevando informes preparados o evitando que esos informes llegaran a la autoridad judicial”.

El informe, ha añadido Marlaska, llegó como debe ser y ha indicado que se filtró el informe nada más ser entregado en el juzgado en un medio de comunicación. Algo que le preocupa, por lo que la directora de la Guardia Civil requirió saber qué pasaba. Una filtración, ha comentado el ministro, es un delito por “descubrimiento de secretos”.

Asimismo, ha querido mostrar su respaldo tanto a la directora de la Guardia Civil como al secretario de Estado de Seguridad, Rafael Pérez.

Photo gallery Las imágenes del 8-M See Gallery