Prisión provisional para el hombre investigado por agredir brutalmente a su mujer en Carballo (A Coruña)

La víctima se encuentra ingresada en la UCI en estado grave.
La llegada del detenido a las dependencias judiciales.
La llegada del detenido a las dependencias judiciales.
Europa Press News via Getty Images

El Juzgado de instrucción número 1 de Carballo (A Coruña) ha decretado este miércoles el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza para el hombre investigado por haber propinado supuestamente una brutal paliza a su pareja en la madrugada del pasado lunes.

Tras permanecer 48 horas detenido, el varón de 44 años ha llegado a las 10:02 horas a las dependencias judiciales escoltado por agentes de la Guardia Civil, esposado y encapuchado.

Después del pase a disposición judicial, el Juzgado de instrucción número 1 de Carballo, que es competente en materia de violencia de género, ha decretado su ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza, según han informado fuentes del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia a EFE.

En el procedimiento, el detenido está siendo investigado por un delito de homicidio en grado de tentativa, aunque el tribunal matiza que podría cambiar la calificación según avance el procedimiento, como es habitual.

El juzgado ha decretado también una orden de protección para la víctima, una mujer de 43 años, y los hijos de la pareja, por lo que el investigado no puede aproximarse o comunicarse con ellos.

La resolución también suspende el ejercicio de la patria potestad, que asume en exclusiva la madre, lo mismo que la guarda y custodia de los menores.

La víctima, en estado grave

El suceso se produjo durante la madrugada del pasado lunes, cuando un varón, supuestamente el investigado, agredió de forma brutal a una mujer en la calle Fonte Caldeira, por lo que ella fue evacuada al CHUAC en estado grave e ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Fue una persona residente en la zona quien dio el aviso telefónico en torno a las dos de esa madrugada y a las 4:15 horas los bomberos acudieron al domicilio conyugal, donde comprobaron que los dos hijos menores se encontraban en perfecto estado, por lo que pasaron a estar bajo custodia familiar.

Aunque la Guardia Civil buscaba al ahora investigado, este se personó a las 10:15 de la mañana siguiente en la Comandancia de A Coruña, donde fue detenido en el control de acceso.

No constaba ninguna denuncia previa de la víctima contra el investigado, si bien en 2021 sí hubo una denuncia contra él de una tercera persona por vejaciones a su pareja.