BLOGS
29/12/2018 10:15 CET | Actualizado 29/12/2018 10:15 CET

Cuando Franco sonríe a Hitler

Pepe Vera

Heinrich Hoffmann fue el fotógrafo oficial de Hitler. Atrapó con su cámara más de 2.000 imágenes del dictador, a muchísimas autoridades nazis cercanas al Füher, o numerosas escenas familiares con su amante Eva Braun. También fotografió a Mussolini ya Franco. En 1923 empieza a fotografiar a Hitler y abre un estudio fotográfico al que llamó "NSDAP-Photohaus" (NSDAP son las siglas del Partido Nacionalsocialista Obrero Alemán).

En 1926 Heinrich y Adolf se hacen amigos al compartir la misma sensibilidad por el arte. Descubre en sus archivos que ya en 1914 había fotografiado a Hitler entre la multitud en Múnich, pocos días después de estallar la Primera Guerra Mundial.

En 1929 a los nazis les iban las cosas de maravilla, y Hoffmann expande su negocio abriendo un estudio fotográfico en Múnich, al que llamó "Photohaus Hoffmann". Contrata a Eva Braun como asistentede estudio y posteriormente se la presenta a Hitler. La cercanía a la cúpula nazi permitió a Hoffmann obtener miles de fotografías con su Leica, también una gran fortuna económica. Un extenso archivo de miles de fotografías de los momentos nazis más entrañables.

Cuando Franco sonríe a Hitler, siempre es un Hoffmann quien los retrata. Los modelos posan, están preparados, y el fotógrafo dispuesto dispara la máquina. El instante se convierte en un encuentro entre tres, una "micromuerte" conjunta. Rivera y Casadoentran en el estudio "NSDAP- Photohaus" abierto en Andalucía. El fotógrafo es VOX, quien revela la nueva imagen.

Síguenos también en el Facebook de El HuffPost Blogs

SOMOS LO QUE HACEMOS