INTERNACIONAL
21/11/2013 14:04 CET | Actualizado 21/11/2013 14:04 CET

La Estación Espacial Internacional ya es una quinceañera (FOTOS)

ESA

En aquel otoño de 1998, Google ya llevaba casi dos meses funcionando. El dictador Augusto Pinochet era detenido en Londres tras una orden del juez Baltasar Garzón. El Huracán Mitch asolaba Honduras. Mientras tanto, el 20 de noviembre, un cohete Proton ruso dejaba esta convulsa Tierra llevando en su lomo el primer módulo de la Estación Espacial Internacional (ISS). Se iniciaba entonces uno de los más complejos y exitosos ejemplos de lo que puede hacer la humanidad cuando se une.

Desde la puesta en órbita del módulo ruso Zarya, el primero de una veintena, cinco grandes agencias espaciales trabajaron desde entonces para levantar en el espacio una de las mayores obras de la ingeniería y ciencia humanas. Solo hicieron falta un par de semanas más para que el segundo de los módulos, el Unity estadounidense, se uniera a Zarya en una especie de cópula espacial para que naciera una ISS verdaderamente internacional.

"Confiaba en nuestra capacidad para acoplarlos”, dice Bill Bastedo, entonces uno de los responsables del lanzamiento de Unity. “Me preocupaba más por asegurarnos de que podíamos verificar que Unity, los adaptadores y Zarya funcionaran como un todo y pudiéramos dejarlos en órbita de forma segura, porque iban a pasar otros seis meses para el siguiente vuelo. Al final nos preocupamos por nada porque todo salió a la perfección”, recuerda.

Desde entonces, la ISS fue creciendo módulo a módulo con las aportaciones de la estadounidense NASA, la rusa Roscosmos, la Agencia Espacial Europea, la japonesa JAXA o la Agencia Espacial Canadiense. Quince países en total implicados en el proyecto. Aunque algunos otros se han unido después, como Brasil, se echa en falta la aportación de China e India, que parecen preferir ir por su cuenta.

LA LLEGADA DEL SER HUMANO

Tuvieron que pasar casi dos años para que, el 31 de octubre de 2000, llegara la primera tripulación humana a la ISS, formada por un astronauta estadounidense y dos cosmonautas rusos. Pero desde ese día, la ISS nunca ha estado sola, siempre ha habido algún humano en el laboratorio espacial. Entre los 200 que han estado allí, ha habido varios turistas espaciales.

Con motivo del aniversario, tanto al ESA como la NASA han organizado varios eventos para celebrar el cumpleaños. A lo largo de todo el día, con el hashtag #ISS15 irán recordando la historia de estos intensos 15 años. La NASA ha creado también una espectacular infografía y una serie de vídeos con las aportaciones que ha hecho la ISS a la ciencia y la sociedad humanas.

Aquí van algunas de sus cifras: la longitud de la estructura modular es de 51 metros. Si se le suman los paneles, la ISS mide tanto como un campo de fútbol, 109 metros. La MIR rusa o el Skylab estadounidense eran hasta cinco veces más pequeños. Ejemplo práctico de lo que puede la unión. La ISS recorre cada día la distancia que hay entre la Luna y la Tierra, ida y vuelta. Así que, multiplicad por 365 días y después por 15 años. En todo ese tiempo, se han realizado unas 1.500 investigaciones científicas cuyas aplicaciones ya se están aplicando en la alimentación, medicina, ingeniería o ciencias aquí abajo. ¡Feliz cumpleaños ISS!

Photo gallery Vivir en el espacio... See Gallery

#CuandoElDescansoEsUnSueño