INTERNACIONAL
19/03/2018 19:10 CET | Actualizado 20/03/2018 11:15 CET

¿Por qué una actriz porno quiere devolverle 130.000 dólares a Trump?

La ex estrella de cine para adultos Stormy Daniels recibió el dinero para no revelar su supuesta relación sexual con Trump.

AFP
Donald Trump y Stormy Daniels.

Que una exactriz porno quiera darle 130.000 dólares al presidente de Estados Unidos es algo inusual, pero eso es precisamente lo que busca Stephanie Clifford, conocida en la industria del cine para adultos por el nombre artístico de Stormy Daniels. La intérprete, de 39 años, recibió esa suma poco antes de que comenzara la campaña electoral que culminó con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca. A cambio, firmó un acuerdo por el que se comprometía a no revelar sus supuestas relaciones sexuales con el ya presidente. Ahora, quiere invalidar el acuerdo y devolver el dinero para poder desvelar públicamente su supuesta aventura con el magnate.

El encuentro íntimo que mantuvo con el presidente consistió en sexo "genérico, de libro de texto", según relató en una entrevista que concedió en 2011 a una revista británica y que estuvo guardada en un cajón y ha sido publicada siete años después, en 2018. El encuentro tuvo lugar en el verano de 2006 durante un torneo de golf para famosos. Justo en esa época hacía menos de cuatro meses que acababa de nacer Barron, el hijo del Donald y Melania Trump.

La batalla legal está servida. Un abogado de Trump ha afirmado que Stormy puede ser demandada porque la pornstar se ha saltado el acuerdo "al menos" 20 veces y sostiene que el documento que había suscrito "determina que pueden ser reclamados un millón de dólares por daños y perjuicios por cada incumplimiento". De ser cierto, esto quiere decir que Trump puede reclamar 20 millones de dólares a la exactriz.

Esta maniobra de los letrados del magnate resulta algo paradójica porque, tal como señalan algunos medios y usuarios en las redes sociales, al reconocer la existencia de ese acuerdo, Trump está admitiendo que se produjeron los encuentros sexuales y que trató de ocultarlos.

Eduardo Munoz / Reuters
Stephanie Clifford, conocida como Stormy Daniels, tras ofrecer un show de 'striptease' en febrero.

¿Qué pensarán los votantes religiosos?

De confirmarse la infidelidad del presidente cuando su hijo era un recién nacido, sería un escándalo que podría afectar las relaciones Trump con los votantes religiosos, que fueron clave para su éxito electoral en 2016, y ya habría generado tensiones entre el presidente y la primera dama, Melania Trump.

El abogado de la exactriz, por su parte, reconoce que el acuerdo fue firmado por su cliente, pero asegura que no fue rubricado por Trump, por lo que aduce que, al faltar la firma de una de las partes, el documento carece de valor. Por ello, Stormy ha interpuesto una demanda para invalidar el acuerdo por nulo y devolverle los 130.000 dólares a Trump, para poder así "hablar abierta y libremente sobre la relación que tuvo con el presidente" y las presiones "para silenciarla".

Esto podría ocurrir más pronto que tarde, ya que Stormy Daniels ofrecerá una entrevista a través de la cadena de televisión estadounidense CBS este domingo. Es la primera vez que la exactriz va a hablar ante las cámaras de su affaire con Trump. Asegura que posee grabaciones y documentos gráficos (que previsiblemente pueden tener un valor mucho mayor de los 130.000 dólares que recibió por callar) y la expectación por las revelaciones que pueda realizar es máxima.

NOTICIA PATROCINADA