POLÍTICA
01/12/2018 11:49 CET | Actualizado 01/12/2018 11:49 CET

Jordi Sánchez y Jordi Turull inician una huelga de hambre en la cárcel

El Gobierno responde: "Van a tener un juicio justo".

TWITTER: OMNIUM CULTURAL
Imagen capturada de la cuenta oficial de Òmnium Cultural de Twitter de los siete dirigentes independentistas presos en la cárcel de Lledoners (Barcelona), (de izda. a dcha) Jordi Sànchez, Oriol Junqueras, Jordi Turull, Joaquim Forn, Jordi Cuixart, Josep Rull y Raül Romeva.

Dos de los dirigentes independentistas que se encuentran en la prisión de Lledoners (Barcelona), Jordi Sànchez y Jordi Turull, se han dirigido ya a la dirección del centro para comunicar que comienzan una huelga de hambre, sin que hayan determinado su duración, según fuentes penitenciarias.

Según el reglamento de prisiones, los internos que quieren hacer huelga de hambre deben comunicarlo individualmente a la dirección del centro a través de una instancia en la que debe constar si será huelga de hambre y sed o solo de hambre.

En estos casos, los médicos del centro controlan el estado de salud de los internos a los que revisan su presión y realizan análisis de sangre, entre otras pruebas, cada dos días, aunque esto puede variar en función de la evolución de los pacientes.

En el caso de que fuera necesario un ingreso hospitalario, Sànchez y Turull serían trasladados a la Unidad Hospitalaria Penitenciaria de Terrassa y, como medida extrema, un juez podría autorizar la alimentación forzosa por indicación facultativa.

Por lo que respecta a la vida de los internos en huelga de hambre, siguen sujetos al régimen establecido en el centro y mantienen sus horarios y actividades, así como la obligación de ir al comedor con el resto de presos.

Respuesta del Gobierno

El Gobierno ha recordado a Turull y a Sànchez que "van a tener un juicio justo" como el resto de los políticos secesionistas procesados y como todos los ciudadanos sometidos a la ley y protegidos por las leyes.

El Ejecutivo afirma que los dirigentes independentistas cuentan con la protección y las garantías que les ofrece el Estado de derecho.

"Como todos los ciudadanos sometidos a la ley y protegidos por las leyes, en nuestro Estado de derecho los dirigentes independentistas van a tener un juicio justo", han recalcado las fuentes.