Cómo va a cambiar el precio de la electricidad la "isla energética" aprobada por la UE para España y Portugal

Ha costado más de nueve horas, pero al final España y Portugal podrán tomar medidas energéticas propias
Imagen ilustrativa de una factura eléctrica.
Imagen ilustrativa de una factura eléctrica.
Oscar Martín via Getty Images

Se vienen cambios en los precios de la electricidad. La “excepción ibérica” que ha aprobado el Consejo Europeo después de más de nueve horas de reunión va a permitir que España y Portugal tomen medidas propias en relación a los precios energéticos.

Una medida que Pedro Sánchez ha venido defendiendo durante los últimos días con un gran esfuerzo de reuniones bilaterales y que ha dado sus frutos. “Hemos cumplido los objetivos”, ha respondido ante los medios de comunicación en una comparecencia conjunta a su homólogo portugués, António Costa.

Este sábado el precio de la electricidad se sitúa este sábado en 237,45 euros/MWh, según los datos del Operador del Mercado Ibérico de la Electricidad (OMIE). Pero con este acuerdo energético, se espera que los precios caigan a cifras más razonables tanto para empresas como particulares.

“A partir de hoy, podremos poner en marcha medidas excepcionales, acotas en el tiempo eso sí, para reducir el precio de la electricidad a nuestros consumidores, a nuestra industria y a nuestras empresas”, ha apuntado Sánchez.

Entonces, ¿qué viene ahora? La situación crítica obliga a tomar medidas urgentes y no hay tiempo que perder. Pedro Sánchez ha señalado que trabajará en las propuestas concretas que presentará el lunes y que aprobará el martes en el Consejo de Ministros. “Con esto vamos a poder lograr establecer un precio de referencia al gas con el cual se produce la electricidad”, ha anunciado.

Posteriormente, el texto se enviará a la Comisión Europea para que le dé el visto bueno. “Las medidas que se presenten se ajustarán al derecho europeo”, ha aclarado el presidente del Gobierno.

“A principios de la semana que viene enviaremos la propuesta a la Comisión Europea y tenemos el compromiso de responder urgentemente para actuar de manera inmediata”

- Pedro Sánchez, presidente de España

Una vez con el ‘ok’ de Bruselas, si las medidas no afectan al mercado comunitario, el Ejecutivo ya tendrá margen de maniobra para poder reducir los precios de la energía y que tenga consecuencias inmediatas para las facturas del sector privado y de los consumidores.

“Se trata de una medida excepcional, temporal, que no supone subvencionar al gas, no distorsiona los incentivos que nos hemos marcado desde Europa ni tampoco con los flujos de electricidad entre los países”, ha aclarado.

En ese sentido, tanto España como Portugal, con un mix energético más verde y menos dependiente de la interconexión europea, podrá manejar independientemente los precios energéticos.

“Al ser una isla energética, a lo largo de todos estos años hemos tenido que invertir mucho más en tener una calidad que nos exigía la UE en el suministro energético y una seguridad”, ha explicado el jefe del Ejecutivo.

Qué queda por hacer

Dentro del paquete de medidas propuestas por Sánchez, además de la excepción de la Península Ibérica se incluía poner límites en el precio del gas dentro del mercado mayorista.

Esta opción no está incluida en esta primera reforma del mercado energético y por tanto continúa sobre la mesa y se valorará más adelante.

A esto se suma un tercer paso que pasa por realizar una reforma del mercado energético, ahora de la década de los 90, más adecuado a los tiempos actuales porque, como ha señalado Sánchez, ahora “no tiene lógica”.