NOTICIAS
06/07/2020 12:52 CEST | Actualizado 06/07/2020 14:00 CEST

Solo el 5,2% de los españoles tiene anticuerpos del coronavirus

Se duplica el número de personas que pasan a no tener anticuerpos detectables.

El 5,2% de los españoles tiene anticuerpos del coronavirus, según la tercera oleada del estudio de seroprevalencia presentado este lunes, por lo que queda lejos la inmunidad de grupo. Esta cifra es exactamente la misma que se había recogido en la anterior ronda. Además, “se duplica el número de personas que pasan a no tener anticuerpos detectables”.

En la primera y segunda oleadas, solo un 5% y un 5,2% de los ciudadanos, respectivamente, habían superado la enfermedad, según los datos tomados por el Instituto de Salud Carlos III con una muestra a casi 70.000 participantes.

Esta es la principal conclusión del Estudio nacional de sero-epidemiología de la infección por SARS-Cov-2 en España, presentado este lunes en La Moncloa por el secretario general del Ministerio de Sanidad, Faustino Blanco; la directora del Centro Nacional de Epidemiología, Marina Pollán, y la directora del Instituto de Salud Carlos III, Raquel Yotti.

“Tuvimos que hacer el avión mientras volaba”, ha afirmado Blanco antes de insistir en la complejidad de sacar adelante algo que ha definido de “una misión casi imposible, un reto que muchos consideraban irrealizable”.

Raquel Yotti ha destacado la alta tasa de adherencia y participación por parte de las personas analizadas, desde bebés hasta ancianos, como una de las fortalezas del estudio. “La participación ha sido en la tercera ronda muy elevada. En total en las tres rondas supera el 75%”, ha destacado.

Ha habido un total de 68.296 analizados, de los cuales 54.858 han participado en las tres rondas, lo que representa una adherencia de casi el 90%. Además, el 91% ha proporcionado al menos una muestra de sangre para el análisis. En total, se han realizado 186.908 test rápidos (más 9.755 en el estudio específico insular) y se han recogido 165.176 muestras de sangre (más 9.130 adicionales en el estudio específico insular).

Yotti también ha lanzado un mensaje de “prudencia” a aquellos que han pasado la enfermedad y ha recordado que ello no supone una inmunidad ni que ésta sea duradera: “No hay que relajarse, hay que seguir protegiéndose y protegiendo a los demás”.

Evolución de los anticuerpos

Uno de los objetivos del estudio, realizado a lo largo de dos meses, era ver la evolución de los anticuerpos. Lo que se ha observado es una una tasa global de seroconversión —personas que no tenían anticuerpos en la primera oleada y que los han desarrollado a lo largo del estudio al tener contacto con el virus— del 0,9% entre la ronda 1 y la ronda 2, un porcentaje algo menor (0,7%) entre la ronda 2 y la ronda 3. Esto refleja la baja aparición de nuevas infecciones tras el confinamiento.

Los expertos también han observado seronegativización: ausencia de anticuerpos detectables en personas que los tenían previamente, siendo globalmente de un 7,1% entre la ronda 1 y la ronda 2, y de aproximadamente un 14% al analizar todo el periodo del estudio (este último dato requiere confirmación).

Esta pérdida de los anticuerpos fue más frecuente en personas que no habían tenido ningún síntoma (11,0% entre las rondas 1 y 2, con información más precisa) y mucho menos frecuente en los participantes con una PCR positiva (0,5%) y en aquellos que describieron pérdida súbita del olfato o del gusto (2,6%).

Han explicado además que mientras el porcentaje de sintomáticos ha disminuido sustancialmente entre la primera y la segunda ronda, se ha observado un leve incremento en esta última, lo cual podría ser fruto de la mayor movilidad de la población tras el periodo de confinamiento.

Según los datos ofrecios por Pollán, entre los profesionales sanitarios —tanto los que trabajan en centros sanitarios como en residencias— la tasa de prevalencia de anticuerpos es del 10%.

HEINKEN PARA EL HUFFPOST