Así es la Fragata Blas de Lezo, la joya que España manda para proteger Ucrania

La embarcación ya ha salido hacia el Mar Negro como parte del operativo OTAN para disuadir a Rusia.
Fragata 'Blas de Lezo'
Fragata 'Blas de Lezo'
MINISTERIO DE DEFENSA

España tomó posiciones en el conflicto con Rusia por la frontera de Ucrania. La pasada semana, la ministra de Defensa, Margarita Robles, avanzó que se adelantaría el envío de la fragata Blas de Lezo como parte del operativo OTAN en el Mar Negro, junto a la posibilidad de desplegar cazas cerca de la zona.

La embarcación partió este lunes desde Rota, en Cádiz, donde había atracado tras salir de su base en el puerto coruñés de Ferrol. Al final de su trayecto se reunirá con los restantes buques de la Alianza Atlántica que integran la llamada Agrupación Marítima Permanente, bajo el mando del Mando Marítimo Aliado (MARCOM), en Northwood (Reino Unido). La misma OTAN ha agradecido a España su “vital contribución” en la crisis en el este de Europa.

Una fragata es una embarcación de guerra que puede participar activamente en batallas navales o servir de apoyo en misiones. En concreto, esta se botó en los astilleros actualmente de Navantia en Ferrol y está activa desde diciembre de 2004. Casi 18 años en los que ha participado en numerosas misiones internacionales y como parte de la OTAN.

Toma su nombre de uno de los héroes de la marina española, el teniente general Blas de Lezo, conocido por su hazaña en la batalla de Cartagena de Indias en el siglo XVIII. De hecho, es la quinta nave de la armada que se bautiza como el militar.

La fragata, explicada por el comandante de la embarcación en unas misiones en 2015

Según confirma el Ministerio de Defensa, la tripulación actual está compuesta por 202 personas, divididas en 22 oficiales, 35 suboficiales, 63 Cabos primeros, 41 Cabos y 41 Marineros. Sin embargo, las cuentas no son fijas y el personal puede verse reforzado con otros equipos de seguridad.

La joya de la corona de la armada mide 147 metros de eslora (largo) y casi 19 de manga (ancho). Está construida con un casco de acero de alta resistencia y blindaje balístico y cuenta con turbinas de gas que generan más de 45.000 caballos de potencia, junto a otros motores diésel de apoyo, para mover sus más de 5.800 toneladas, con una autonomía superior a los 9.000 kilómetros.

La presencia del Blas de Lezo en la zona no implica un conflicto armado. Ni España ni la UE ni la OTAN lo quieren. Sin embargo, la organización atlántica ha enviado tropas y naves para disuadir a Rusia de una posible invasión de Ucrania y en ese contexto, la embarcación española juega un papel clave.