POLÍTICA
18/03/2021 21:22 CET | Actualizado 18/03/2021 21:27 CET

La idea de un político español llega a la revista Forbes: en España para muchos es "una locura"

Hablan de cómo ha funcionado en países como Suecia, Finlandia y Nueva Zelanda.

EFE
Congreso de los Diputados

La pandemia que hace un año asoló al mundo y cuyos estragos todavía padecen millones de personas provocó, entre otras muchas cosas, un importante cambio en la forma de trabajar. 

Parece que el teletrabajo ha llegado para quedarse y Más País, el partido de Íñigo Errejón, ha puesto sobre la mesa la jornada laboral de 32 horas. Es decir, trabajar de lunes a jueves. 

La formación propuso incluir en los presupuestos de 2021 un proyecto de ayudas a las empresas para implantar una jornada laboral de 4 días y 32 horas semanales

″¡Lo hemos conseguido! Hemos acordado con el Gobierno impulsar un proyecto piloto para la reducción de la jornada laboral. Los fondos europeos deben servir también para reorientar la economía hacia la mejora de la salud, cuidar el medioambiente y aumentar la productividad”, dijo Errejón en Twitter el pasado 28 de enero. 

Dicho plan está dotado de 50 millones de euros y servirá para “ayudar a aquellas empresas que quieran en el marco del diálogo social, aumentar su productividad, disminuir su impacto ambiental y mejorar la salud de sus empleados reduciendo la jornada laboral de sus trabajadores y trabajadoras”.

Una iniciativa que ha llegado a las páginas de la revista Forbes en un artículo titulado España es el último país en probar una semana laboral de cuatro días, donde explican que esta idea ha cobrado fuerza después de la pandemia.

Forbes explica que el concepto “ha recibido algunas críticas” por parte de “los líderes empresariales españoles” que han calificado el proyecto de “locura” y que, “a la luz de la situación económica actual” abogan por salir de esta crisis “trabajando más, no menos”. 

El medio también explora cómo han funcionado distintos modelos de jornada laboral en países como Finlandia, Suecia y Nueva Zelanda, donde su primera ministra, Jacinda Ardern, animó en mayo a las empresas a adoptar una jornada laboral de cuatro días para reactivar la economía.

La decisión de la compañía de testamentos Perpetual Guardian de limitar la jornada de lunes a jueves a sus 240 trabajadores sin tocar los sueldos sirvió para aumentar la productividad.

Photo gallery Las 21 cosas que no sabías de Íñigo Errejón See Gallery

ESPECIAL PUBLICIDAD