israel

Benjamin Netanyahu, primer ministro israelí, ha calificado esta investigación como "puro antisemitismo".
Un estudio sobre 1,2 millones de personas en Israel confirma los buenos resultados que se habían logrado en el laboratorio.
El secretario de Estado, Antony Blinken, interviene por primera vez tras el portazo de Trump, dispuesto a usar el organismo contra China y Rusia.
El mundo aplaude la estrategia de vacunación de Tel Aviv, pero el viejo conflicto con Palestina sigue sangrando: la Corte Penal Internacional se lo ha recordado.
El acceso diferencial a la vacuna entre israelís y palestinos es “moral y legalmente” inaceptable bajo el derecho internacional humanitario.
Esta comunidad de judíos tiene el índice de morbilidad más alto del país por Covid y lleva semanas chocando con la Policía, tras negarse a acatar las normas.
En marzo espera alcanzar la inmunidad de rebaño. Mientras tanto, sirve de 'laboratorio' para Pfizer y para el resto del mundo.
Más del 10% de la población está ya protegida, aunque el Gobierno de Netanyahu ha dejado fuera a los palestinos, cuyos territorios ocupa.