INTERNACIONAL
17/08/2013 11:54 CEST | Actualizado 17/10/2013 11:12 CEST

Carmelo Flores Laura, ¿el hombre vivo más viejo del mundo, con 123 años? (FOTOS)

El indígena aimara boliviano Carmelo Flores Laura puede ser, a sus 123 años, el hombre más viejo del mundo.

Así lo considera Bolivia, su país, que cuenta con un certificado con el que probar su longevidad. Flores, un ganadero muy pobre, se alimenta con quinua, cebada, patata y haba y bebe agua de un nevado cercano a su aldea.

Sin embargo, sus documentos están siendo analizados para verificar su autenticidad. De ser confirmada, Flores desbancaría al músico español Salustiano Sánchez Blázquez, de 112 años, que fue certificado como tal en julio pasado por el Guiness World Records.

Photo gallery ¿El hombre más viejo del mundo? See Gallery

La comunidad Frasquia, su comunidad natal, situada en la provincia Omasuyos, se encuentra a dos horas de la sede de Gobierno, en las faldas del nevado Illampu. Tiene una altura cercana a los 5.700 metros y de cuyas aguas se abastece Flores.

El secretario departamental de Desarrollo Social y Comunitario de la gobernación de La Paz, Hilarión Callisaya, visitó a Flores en Frasquia.

En declaraciones a Efe, Callisaya comentó que el anciano, que es agricultor aimara, le dijo que "le duelen algunas cosas, pero todavía tiene ganas de vivir".

"Él camina, reconoce a las personas a unos 30 metros, lo único que tiene es dificultad de audio, pero cuenta que se alimenta bien con los productos del lugar", indicó el funcionario.

Según Callisaya, la dieta de Flores incluye patatas normales y también deshidratadas, que en Bolivia se conocen como chuño, carne de camélidos, el alimento andino rico en proteínas quinua, además de cebada y habas cultivadas en su comunidad que él mismo cocina.

CARNE DE ZORRINO

Pero además Flores le comentó que solía comer carne de zorrino o "añatuya" (en aimara) preparada como chicharrón al menos dos veces al año para no enfermar.

Flores también mostró a la delegación de la gobernación un remedio casero que usa para calmar los dolores a causa de la artritis u otras enfermedades.

"Nos ha mostrado una medicina que había preparado con tres víboras remojadas en una botella con alcohol. Él dice que cuando le duele el cuerpo, se frota con el alcohol", dijo Callisaya.

La historia de Flores fue difundida esta semana por el canal privado de televisión Red Uno y llamó la atención de la gobernación paceña, que ayer verificó la partida de nacimiento y la cédula de identidad del hombre, nacido el 16 de julio de 1890 en Frasquia.

16 NIETOS Y 39 BISNIETOS

Flores y su esposa, que murió hace entre diez y quince años, tuvieron cinco hijos, de los que cuatro han fallecido y sólo queda uno vivo.

También tiene 16 nietos y 39 bisnietos y vive actualmente en Frasquia con uno de sus nietos.

Según Callisaya, Flores viaja a la localidad vecina de Achacachi para cobrar su "Renta Dignidad", una ayuda de 36 dólares que entrega mensualmente el Estado a los adultos mayores de 60 años.

El hombre también sale a veces de su pueblo para visitar en La Paz a sus nietos y bisnietos, si bien solo está apenas unos días, ya que "luego se aburre y quiere volver a su hogar en el campo", según comentó el hijo de Flores a Callisaya.

DESBANCA A SALUSTIANO SÁNCHEZ

Si se confirma su longevidad, Flores sería el hombre más longevo del mundo, superando al músico español Salustiano Sánchez Blázquez, de 112 años, que fue certificado como tal en julio pasado por el Guiness World Records.

Sánchez había sucedido al japonés Jiroemon Kimura, el que fue considerado el hombre más viejo del planeta hasta que falleció a los 116 años el pasado mes de junio.

La gobernación de La Paz ha confirmado con el Servicio de Registro Civil y el Servicio General de Identificación Personal que Flores tiene 123 años y ahora investiga si hay más longevos en esa zona del altiplano.

Las autoridades han comprometido asistencia social para el anciano, que será homenajeado en La Paz el próximo 26 de agosto, con motivo del Día del Adulto Mayor.

ESPACIO ECO