INTERNACIONAL
18/12/2017 20:43 CET | Actualizado 18/12/2017 20:44 CET

La calle arde en Honduras ante las sospechas de fraude electoral

El Supremo ha avalado la victoria de Juan Orlando Hernández, actual presidente, pero el principal opositor, Salvador Nasralla, afirma que tiene "pruebas" sobre actas irregulares y votos mal contabilizados.

Un simpatizante de la oposición hondureña participa en una barricada, el domingo en la capital, Tegucigalpa.
Jorge Cabrera / REUTERS
Un simpatizante de la oposición hondureña participa en una barricada, el domingo en la capital, Tegucigalpa.

Honduras ha lidiado este lunes con la ocupación violenta de carreteras que impiden la circulación de vehículos en importantes ciudades, en protesta porque el Tribunal Supremo Electoral (TSE) declaró el domingo como presidente electo a Juan Orlando Hernández, actual gobernante del país.

Las protestas son continuación de las iniciadas anoche, algunas con vandalismo, después de que el TSE hiciera la declaración oficial de los resultados de las elecciones generales del 26 de noviembre, los que no reconoce la Alianza de Oposición contra la Dictadura, cuyo candidato, Salvador Nasralla, sostiene que fueron un "fraude".

(Puedes seguir leyendo tras el vídeo...).

En Tegucigalpa, los manifestantes han bloqueado varias salidas obstaculizando la circulación con piedras, quema de neumáticos y basura, mientras piquetes de policías y militares intentan desalojarlos. Las fuerzas del orden limpiaban hoy algunos bulevares de las barricadas dejadas anoche, algunas con contenedores de basura medianos atravesados en las vías.

En San Pedro Sula, la segunda ciudad más importante del país y la de mayor crecimiento industrial, anoche fueron quemados un banco, una oficina del edificio de los tribunales de justicia, un vehículo y varios negocios, de los que algunos fueron saqueados. La ciudad amaneció con sus salidas al norte, sur, este y oeste cerradas.

En algunos bulevares los manifestantes atravesaron furgones para evitar la circulación de vehículos, lo que ha obligado a centenares de personas a caminar largas distancias para llegar a su trabajo. Una de las empresas de transporte interurbano entre Tegucigalpa y San Pedro Sula anunció que todas sus unidades entre las dos ciudades más importantes del país y otros destinos estarán paralizadas hoy por las protestas violentas. Muchos negocios también han anunciado que permanecerán cerrados.

Medios locales también han informado de protestas en otras ciudades del centro, norte, occidente, oriente y sur del país, como parte del paro nacional al que convocó el sábado el coordinador general de la Alianza de Oposición, el expresidente hondureño Manuel Zelaya.

El portavoz de la Policía Nacional, Jair Meza, dijo a periodistas que en algunos puntos de la capital los manifestantes son "desalojados" y pidió a la población que no participe en las protestas porque es la más afectada y que denuncien el teléfono 911 sobre acciones violentas que se estén registrando en el país.

El diputado Hari Dixon, de Partido Libertad y Refundación (LIBRE), quien participa en una de las tomas en Tegucigalpa, indicó que "el pueblo va a seguir defendiendo en las calles el triunfo de Salvador Nasralla". Agregó que las protestas continuarán y que el domingo el TSE "le ha robado el triunfo" a Nasralla al declarar nuevo presidente electo a Hernández, del gobernante Partido Nacional.

En la salida del norte de la capital hondureña, hacia las 08.00 hora local (siete horas más en la España peninsular) las fuerzas del orden, en un intento por despejar la calle, se enfrentaron con los manifestantes, a los que desalojaron lanzando gas lacrimógeno.

(Puedes seguir leyendo tras las fotos...).

  • REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS
  • REUTERS
  • Gustavo Amador / EFE
  • Gustavo Amador / EFE
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • Gustavo Amador / EFE
  • REUTERS
  • Gustavo Amador / EFE
  • REUTERS
  • Gustavo Amador / EFE
  • EFE
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS
  • Jorge Cabrera / REUTERS
  • REUTERS

"PRUEBAS" DEL PUCHERAZO

Justo hoy, el candidato de la Alianza de la Oposición de Honduras, Salvador Nasralla, ha entregado ante la Organización de los Estados Americanos (OEA) pruebas de "fraude" en las recientes elecciones celebradas en su país. "Tenemos documentos en los que se demuestra que se suplantaron las actas", afirmó Nasralla, tras reunirse con el secretario general de la OEA, Luis Almagro, que este domingo propuso la celebración de nuevos comicios en Honduras ante "la imposibilidad" de dar certeza en el recuento final de los celebrados el mes pasado.

Nasralla señaló que aportará datos complementarios al informe técnico de la OEA, que -según subrayó- es el único organismo con "representación tecnológica" para "verificar el fraude", mientras que la Unión Europea y Estados Unidos carecen de estos recursos. El candidato opositor argumentó que, por esta razón, espera entregar los documentos probatorios al Departamento de Estado de Estados Unidos durante la jornada de hoy.

Sobre la posición que adopte EEUU, dijo que el país norteamericano "quizá tiene más capacidad de negociación con un presidente deshonesto involucrado en cosas ilícitas que con un presidente honesto" como él, "al que no podrán condicionar nunca". "Hemos presentado unas grabaciones del presidente de la República con el del TSE en las que pide que no dieran los resultados y esperaran a cambiar 5.800 actas de un total de 18.000 en las que no tuviera una distancia tan grande", informó Nasralla sobre las pruebas presentadas.

(Puedes seguir leyendo tras la foto...).

Jorge Cabrera / REUTERS
Salvador Nasralla, el candidato de la oposición, mostrando datos del escrutinio en Tegucigalpa.

También aseguró que 5.800 actas electorales no fueron transmitidas desde el lugar en el que se originaron y explicó que muchas de esas que se transmitieron no llevaban la etiqueta inicial de "atx", mientras que otras sí, lo que probaría la modificación de las mismas, según denunció. En este sentido, enfatizó que más de 200.000 votos fueron contabilizados "que no aparecen luego en los votos", y que muchos de las papeletas registradas en las últimas semanas eran "lisas" y no "dobladas como se introducen en la mesa de votación".

El candidato reiteró su rechazo a los resultados divulgados por el TSE hondureño, dijo estar "satisfecho" de su reunión con Almagro y alabó la predisposición de la organización a que se celebre una repetición electoral.

Sobre la interposición de recursos legales ante organismos internacionales, Nasralla comentó que los abogados estudiarán si denunciar la situación de vulneración de recursos humanos en el país, donde "están asesinando a personas por órdenes del presidente".

Varias decenas de manifestantes se congregaron ante la sede de la OEA, dedicaron canciones "al futuro presidente de Honduras, Salvador Nasralla" y portaron pancartas en las que se leía "Fuera JOH -Juan Orlando Hernández-" y se denunciaba el "fraude electoral".

LA NATURALEZA SÍ QUE SABE