POLÍTICA
17/04/2018 15:35 CEST | Actualizado 17/04/2018 15:36 CEST

El Supremo reprocha a Alemania que no vea violencia en el procés

En la contestación a un recurso, el alto tribunal español rebate la puesta en libertad de Puigdemont.

EFE

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha aprovechado la contestación a un recurso del que fuera presidente de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) Jordi Sànchez para rebatir al tribunal alemán de Schleswig-Holstein, que rechazó entregar al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont por rebelión, y reprocharle que comparara el proceso soberanista en Cataluña con las revueltas organizadas contra la ampliación del aeropuerto de Frankfurt, tal y como señalaron dichos magistrados en su resolución.

Además, el alto tribunal español aquilata el concepto de rebelión y afirma que puede ser atribuido a quien "en lugar de valerse de la violencia para tomar el poder central del Estado trataban de desconectar o desgajar del Estado español las instituciones autonómicas cuyos poderes ejercían".

Para ello, los investigados por el magistrado Pablo Llarena contaban con los medios jurídicos que les habían proporcionado la Constitución y el Estatuto de autonomía a través de unas elecciones legítimas, "instrumental jurídico que acabaron utilizando con fines totalmente contrarios a los dispuestos por las normas que legitimaban su función".

Añaden que en el supuesto de que no se constatara suficientemente el elemento de la violencia en el caso concreto, se subsumiera la conducta de los sujetos investigados en el tipo penal de la sedición.

ESPACIO ECO