INTERNACIONAL
08/09/2020 13:17 CEST

Las 10 conspiraciones más salvajes y locas de Trump de las últimas semanas

El presidente estadounidense se ha superado a sí mismo promoviendo múltiples afirmaciones infundadas.

EFE
Donald Trump, presidente de EEUU.

Donald Trump no es ajeno a las teorías conspiranoicas. El mandatario estadounidense ha recurrido a muchas de ellas: en relación, por ejemplo, con el lugar de nacimiento de Barack Obama, cuando ha sugerido que los molinos de viento causan cáncer e incluso cuando afirmó que el cambio climático es un bulo gestado por los chinos.

También se ha negado a rechazar el movimiento de extrema derecha QAnon, y ha calificado a los seguidores de esta estrafalaria teoría como “gente que ama a los EEUU”.

Pero Trump parece haberse superado a sí mismo en las últimas semanas repitiendo públicamente múltiples afirmaciones sin fundamento.

Estos son sólo 10 ejemplos, aunque hay muchos más.

En una conferencia de prensa el 1 de septiembre, defendió a Kyle Rittenhouse, el partidario de Trump de 17 años que mató a tiros a dos personas en Kenosha, Wisconsin

El presidente de EEUU dijo, sin pruebas, que Rittenhouse había actuado en defensa propia cuando abrió fuego en una protesta del movimiento ‘Black Lives Matter’, matando a dos personas e hiriendo a otra. La manifestación se había organizado en respuesta al tiroteo policial contra Jacob Blake, un hombre negro desarmado.

Trump culpó de los disturbios a la “violencia política de izquierda” y afirmó que Rittenhouse había estado “tratando de escapar” de los manifestantes que luego “lo atacaron violentamente” cuando ocurrió el tiroteo.

Ese mismo día, Trump pregonó varias teorías conspiranoicas en una entrevista con Laura Ingraham de Fox News. Entre ellas, afirmó que un hubo un avión lleno de “matones” que intentaron interrumpir la convención republicana

Trump aseguró que “alguien” había visto un avión lleno de “matones, vistiendo uniformes oscuros...” y viajando desde una ciudad desconocida para causar estragos en la Convención Nacional Republicana, que se llevó a cabo en gran parte de forma remota este año, utilizando videos pregrabados debido a la pandemia.

En ningún caso ha ofrecido pruebas para respaldar esta afirmación.

Sugirió que “algunos ricos muy estúpidos” están financiando a manifestantes violentos involucrados en las protestas contra el racismo en todo Estados Unidos

Del mismo modo, el mandatario no ha proporcionado ninguna evidencia al respecto de esta información.

También aseguró que Portland, Oregón, donde las protestas contra el racismo y la violencia policial se han prolongado durante tres meses, lleva en realidad ardiendon décadas

Unas afirmaciones que los bomberos de la región se apresuraron a desmentir.

“Ni estamos en llamas ni hemos estado en llamas”, clamó la pasada semana el teniente Rich Chatman, portavoz de Portland Fire & Rescue.

Trump le dijo a Ingraham que el candidato presidencial demócrata Joe Biden “parece estar drogado por algún tipo de sustancia”

“En mi opinión, se dopa”, dijo Trump, y agregó que tanto él como Biden deberían someterse a una prueba de de drogas para su verificación.

En 2016, Trump ya hizo acusaciones similares sobre su rival demócrata, la exsecretaria de Estado Hillary Clinton.

“Personas ‘oscuras’, ‘en la sombra’, controlan a Biden”

“Personas de las que nunca has oído hablar controlan a Biden”, contó el presidente a Ingraham, lo que llevó a la periodista a cuestionar si Trump estaba promulgando una “teoría conspiranoica”.

Él continuó alegando el falso ‘mantra’ de que la covid-19 no es tan mortal como han informado las agencias de salud

Trump retuiteó una publicación el domingo, ya eliminada, en la que afirmaba erróneamente que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades habían actualizado “silenciosamente” sus números “para admitir que solo el 6%” de las personas que murieron por el coronavirus habían muerto “en realidad” a causa del virus, ya que “el otro 94% tenía 2-3 otras enfermedades graves”.

Trump repitió esta afirmación en su entrevista con Ingraham, a pesar de la imprecisión de la misma.

Si bien los CDC han dicho que el 6% de los certificados de defunción de las víctimas de covid-19 señalan al coronavirus como la única causa de muerte, los funcionarios han dejado en claro que la lista de comorbilidades, incluidas afecciones crónicas como hipertensión y diabetes, no significan que la persona no muriera de covid-19.

“Un escaso número de personas han apuntado hacia la covid como la única causa de muerte. Puede ser que no tuvieran comorbilidades o simplemente no se notaron”, dijo a Politifact sobre los datos el Dr. Myron Cohen, director del Instituto de Salud Global y Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill. “Sin embargo, también está claro que la edad avanzada y varias otras enfermedades subyacentes conducen a malos resultados con las infecciones por covid. La gente que estaba muriendo lo hacía como consecuencia de la covid”.

El Dr. Anthony Fauci, el principal experto en enfermedades infecciosas del país, también contradijo la afirmación de Trump.

Trump insistió en que ganó el voto popular de 2016, que perdió por casi 3 millones de votos ante Hillary Clinton

El presidente contó en la entrevista que en realidad ganó el voto popular “en un sentido estricto” porque los votos de un candidato libertario deberían haber contado para él.

Trump también sugirió, sin pruebas, que hubo un “tremendo” fraude electoral en California, Nueva York y “en otros lugares”.

El magnate repitió la afirmación de que las próximas elecciones de noviembre serán “amañadas” debido al voto por correo

En las últimas semanas, Trump ha buscado repetidamente socavar la confianza pública en la votación por correo -incluso cuando él y la primera dama, Melania Trump, también ha solicitado a través de este medio sus papeletas-, impulsando teorías de conspiración infundadas sobre un posible fraude electoral.

Este miércoles, retuiteó un artículo publicado por The National Pulse —una web de derechas— sobre cómo Trump habría ganado por abrumadora mayoría el día de las elecciones ya que los votos enviados por correo no se habrían contado todavía.

El artículo de Pulse está basado en una entrevista transmitida por “Axios en HBO”. Según Axios, se espera que muchos más demócratas que republicanos voten por correo en noviembre. Dado que esos votos pueden no recontarse hasta pasados días o semanas después de la jornada electoral, es posible que Trump parezca haber ganado al principio, incluso si finalmente pierde.

″¿Elección amañada?” tuiteó en respuesta a esta posibilidad.

Durante días consecutivos, pareció alentar a los votantes a emitir su voto dos veces

Si bien Trump advirtió, sin fundamento, sobre un posible fraude electoral por un lado, también pareció alentar a sus seguidores a cometer fraude electoral votando dos veces.

Al hablar en un mitin en Pensilvania el jueves, Trump dijo que las papeletas por correo “son una vergüenza” e instó a los votantes a enviar las suyas y votar nuevamente en persona.

“Lo que tiene que hacer es enviar su papeleta de votación anticipada y luego asegurarse de que ésta ha llegado y se ha contabilizado, y si no se ha contado, votar”, dijo. “Y luego a quienes les toque, si la papeleta llega tarde, o si no es demasiado tarde, tendrán el trabajo de asegurarse de que ésta no se cuente”.

El presidente ya había hecho una sugerencia similar el miércoles a sus seguidores en Carolina del Norte.

No hace falta ni decirlo, votar dos veces es ilegal.

Photo gallery Donald Trump haciendo de Trump See Gallery

EL HUFFPOST PARA ALIEXPRESS