INTERNACIONAL
02/08/2019 10:42 CEST

Open Arms rescata a 123 personas en el Mediterráneo y busca puerto seguro para desembarcar

Los migrantes, adultos y niños, presentan “signos inequívocos de la violencia sufrida en Libia”, denuncia la ONG española.

La ONG española Open Arms informó hoy de que durante la noche del jueves ha rescatado en el mar Mediterráneo a otros 68 migrantes que se suman a los 55 socorridos ayer, con lo que espera la autorización para atracar en un puerto seguro con 123 personas a bordo. 

El fundador de la organización, Óscar Camps, confirmó la información en las redes sociales y dijo que las personas auxiliadas presentan “signos inequívocos de la violencia sufrida en Libia”. 

Entre los recién asistidos hay dos niños y dos mujeres embarazadas, “una de ellas de 9 meses con contracciones”, apuntó, mientras que el lunes la organización rescató a 55 personas, entre ellas dos mellizos de nueve meses. 

El barco espera ahora la autorización para desembarcar a estas personas en un puerto seguro, mientras que en Italia el ministro del Interior, Matteo Salvini, ya ha comunicado la prohibición de que la embarcación entre o navegue en aguas territoriales del país. 

Salvini, que mantiene una política de puertos cerrados a ONG con migrantes rescatados a bordo, es el impulsor de un decreto ley que prevé multas de entre 10.000 y 50.000 euros a las ONG que entren, transiten o atraquen en aguas territoriales italianas.

También España pone las cosas difíciles

De forma paralela, las autoridades españolas prohíben a Open Arms retomar la búsqueda activa de pateras en peligro, limitando su actividad, y el 4 de julio la Marina Mercante notificó a la ONG que afrontaría multas de hasta 900.000 euros si quebrantaba esa disposición. 

El pasado abril, y tras cien días bloqueado en el puerto de Barcelona, las autoridades españolas permitieron al barco que zarpara para llevar ayuda humanitaria al Egeo, pero sin participar en salvamentos. 

El pasado 26 de junio, cuando la nave de Open Arms se encontraba atracada en el puerto de Nápoles (sur de Italia), su fundador anunció que retomaba las labores de vigilancia en el mar. 

En Italia, frente a la isla de Lampedusa (sur), se encuentra actualmente la nave Alan Kurdi de la ONG alemana Sea Eye con 40 inmigrantes, entre ellos tres niños y una mujer embarazada, rescatados el domingo en el mar Mediterráneo. 

QUERRÁS VER ESTO
Photo gallery Dramático naufragio en Lesbos See Gallery