POLÍTICA
29/01/2021 07:44 CET | Actualizado 29/01/2021 07:46 CET

Twitter suspende otra vez la cuenta de Vox por relacionar inmigración con terrorismo

La formación ultra había iniciado una campaña con el lema "Stop islamización" de cara a las elecciones catalanas del 14-F.

SOPA Images via Getty Images
Santiago Abascal e Ignacio Garriga. 

Por “incitación al odio”. Vox ha visto nuevamente limitadas de forma temporal alguna de las funciones de su cuenta de Twitter. Los gestores de la red social entienden que ha incumplido algunas de las reglas por las que se rige, entre ellas, la “que prohíbe conductas de incitación al odio”.

La formación de ultraderecha había iniciado una campaña en redes con el lema “Stop islamización”, de cara a la campaña de las elecciones catalanas que comenzó anoche, y había subido poco antes varios comentarios contra los colectivos de inmigrantes magrebíes y musulmanes, a los que relacionaba con la delincuencia en Canarias y en Cataluña.

En uno de estos comentarios, Vox afirmaba que estos colectivos “suponen aproximadamente el 0,2% y son responsables del 93% de las denuncias”, ahondando en una clásica del argumentario de extrema derecha. “La mayoría son procedentes del Magreb. Es la Cataluña que están dejando la unánime indolencia y complicidad con la delincuencia importada. ¡Solo queda Vox!”, expresaban en el tuit.

Entre otros contenidos, el candidato a la Generalitat por Vox, Ignacio Garriga, ha difundido un vídeo en el que se mezclan noticias sobre la construcción de una mezquita o la instauración de clases de religión islámica en las escuelas con imágenes del atentado de agosto de 2017 en las Ramblas, identificando Islam y terrorismo.

“Censura”, dice Abascal

Al conocer el bloqueo, el líder de Vox, Santiago Abascal, ha anunciado que presentarán una querella contra Twitter. Entiende que estamos ante un acto de “censura”. “Twitter hace hoy el juego a los violentos y a los manipuladores. Mientras unos nos apedrean literalmente, otros nos demonizan, otros nos manipulan, y Twitter nos silencia para que no tengamos defensa”, ha lamentado Abascal en varios mensajes que ha ido colgando en dicha red.

“Por cierto, el tuit que ha motivado la censura ofrece datos sobre la violencia que sufren los españoles... en Cataluña o en Canarias. Los millonarios tecnológicos no quieren que se conozcan las consecuencias de la invasión migratoria que promueven junto a algunos gobiernos”, ha señalado, después.

Ya el pasado año, Twitter bloqueó temporalmente la cuenta de Vox por considerar que uno de sus mensajes era ofensivo para el colectivo LGTBI. El comentario “violaba la Política de Twitter relativa a las conductas de incitación al odio”.

El origen de la disputa es una réplica a la portavoz del PSOE en el Congreso, Adriana Lastra. “No soportan al colectivo LGTBI, no soportan el matrimonio entre personas del mismo sexo, no soportan la igualdad entre mujeres y hombres, no soportan que sus ideas retrógradas no sean las de toda la sociedad. Que no lo llamen libertad, es odio”, escribió la socialista.

“Lo que no soportamos es que os metáis en nuestra casa y nos digáis cómo tenemos que vivir y cómo tenemos que educar a nuestros hijos. Y menos aún que con el dinero público promováis la pederastia”, contestó la formación de extrema derecha.

Photo gallery Santiago Abascal (Vox) alzando el brazo See Gallery