INTERNACIONAL
20/07/2014 11:19 CEST | Actualizado 20/07/2014 20:55 CEST

Miles de personas tratan de huir de los bombardeos en Gaza, pero no hay lugar donde esconderse

La masacre continúa en Gaza. Al menos 60 personas han muerto y 400 han resultado heridas en los bombardeos israelíes en el barrio de Shayaía, al este de Gaza capital, según ha informado el Ministerio de Sanidad en la Franja. Al menos 100 palestinos han muerto este domingo en el conjunto de las operaciones israelíes en la jornada más sangrienta desde el inicio de la ofensiva israelí.

Tras la matanza, Israel, que ha denunciado la muerte de 13 de sus soldados en Shayaía, ha aceptado varios altos el fuego para permitir la evacuación de heridos y muertos de la zona, pero han sido interrumpidos por constantes bombardeos.

Miles de personas tratan de abandonar este populoso barrio de la Franja, acosado por los bombardeos del Ejército israelí por tierra y aire.

Pero no hay sitio donde esconderse. Los 1,8 millones de gazatíes no tienen apenas lugares para refugiarse, ya que los únicos seguros hasta el momento son las escuelas-albergues de la ONU, que anoche ya habían superado sus previsiones con más de 50.000 desplazados internos.

Ni siquiera tienen la opción de huir, ya que Israel les somete a un asedio militar por tierra, mar y aire desde 2007 y Egipto tiene cerrado el paso de Rafah, única conexión de Gaza con el resto del mundo.

Además, los servicios de emergencia no pueden acceder debido a la intensidad de los cañonazos, que se repiten cada 10 segundos.

MÁS DE 430 MUERTOS

Con los últimos fallecidos ya son más de 430 los palestinos muertos en Gaza y los heridos superan los 3.000, desde que arrancó la operación militar israelí el pasado 8 de julio, que ha costado la vida a 18 soldados israelíes. Israel asegura que el objetivo de la ofensiva es Hamás y sus túneles para guardar armas, pero más de un 75% de los muertos son civiles, entre ellos un centenar de niños.

El Ejército israelí ha intensificado su incursión terrestre en Gaza, penetrando más hacia el interior. Cinco soldados han muerto en combate (uno de ellos por fuego amigo).

Las milicias palestinas siguen disparando decenas de cohetes contra suelo israelí que han causado dos muertos.

ADVERTENCIA A LA PRENSA

La oficina del Gobierno israelí para asuntos de prensa ha advertido a la prensa internacional que cubre la ofensiva bélica de Israel dentro de Gaza de que no se hace responsable de su seguridad.

"Gaza y las áreas cercanas son un campo de batalla. Cubrir las hostilidades pone a los periodistas en riesgo para sus vidas", se indica en una nota de la oficina.

"En ningún caso, Israel es responsable de las heridas y los daños que se pueda producir como resultado de informar sobre el terreno", agregó. Ante la situación, el Ministerio de Asuntos Exteriores español ha recomendado a los corresponsales de las principales cabeceras del país que abandonen Gaza "lo antes posible".

El derecho internacional humanitario estipula que, además de la población civil, las partes en conflicto en una guerra están obligadas a proteger al personal médico, humanitario y a la prensa que trabaja.

La oficina del Gobierno basa su alerta en su suposición de que los periodistas extranjeros "están siendo usados como escudos humanos por el movimiento islamista Hamas", una argumentación que Israel también utiliza contra la población civil gazatí.

Photo gallery Gaza: sin salida See Gallery