Brexit

El primer ministro británico hace valer su amplia mayoría absoluta en la Cámara de los Comunes, que respalda un proyecto de ley con el que podrá reescribir el Protocolo para Irlanda del Norte.
El Gobierno de Boris Johnson confía en una solución dialogada para Irlanda del Norte tras presentar su proyecto unilateral.
Abre dos expedientes sancionadores más por violar normas sanitarias y fitosanitarias del protocolo norirlandés.
Ya en septiembre de 2014, el 55 % de los escoceses rechazaron la separación de reino Unido, pero el Brexit lo ha revuelto todo y van a por otra convocatoria.
El 'premier' lleva años amenazando con un Brexit duro si no se cambia el protocolo de Irlanda y ahora anuncia la ruptura, en mitad de una profunda crisis de popularidad y gestión.
La Comisión adelanta que "no renegociará" el protocolo y amenaza con retomar el procedimiento contra Reino Unido en marzo de 2021, paralizado como gesto de concordia.
El texto, basado en cuatro puntos clave, incluye una disposición para ser revocado en el caso de que Londres y Bruselas lleguen eventualmente a un pacto bilateral.
Ya en 2016 rechazó el Brexit promovido por su hijo.
Aunque siguen trabajando por una “solución negociada” con la Unión Europea.
El protocolo que evita la aparición de una frontera física en Irlanda tras el divorcio de la UE sigue incomodando y complica las negociaciones con Bruselas.