Huffpost Spain

Dos reformas laborales, un millón de parados más

Publicado: Actualizado:
LLAVE INGLESA

En dos años se han aprobado dos reformas laborales en España. La primera, que entró en vigor el 18 de junio de 2010, contó con 168 votos a favor (PSOE), 8 en contra (ERC, IU-ICV, BNG y Nafarroa Bai) y 173 abstenciones (PP, CiU, PNV, Coalición Canaria, UPN y UPyD). Le costó al entonces presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, una huelga general.

El 2 de junio de 2010, Zapatero defendió las bondades de su reforma asegurando que "es necesaria para ayudar a crear empleo y que haya una contratación estable". Además, añadió, contribuiría a que España emitiera "señales de calma y confianza" a los mercados. Cuatro días después, la prima de riesgo española superaba por primera vez... ¡los 200 puntos!

El 10 de febrero de este año, menos de tres meses después de ganar las elecciones, Mariano Rajoy aprobó una segunda reforma laboral. "Extremadamente agresiva", según el ministro de Economía, Luis de Guindos; "Histórica" y que "ataca la fuerte dualidad y la rigidez del mercado", presumía la ministra de Empleo, Fátima Báñez. Fue aprobada en el Congreso por 197 votos a favor (PP, CiU, UPN y Foro Asturias), 142 en contra y ninguna abstención.

Como había vaticinado Mariano Rajoy, la reforma le costó al presidente del Gobierno una huelga general por parte de los sindicatos. "Utilizan de forma tramposa el lenguaje, quieren pasar por reforma lo que en realidad es una demolición del modelo laboral de nuestro país", denunció el líder de UGT, Cándido Méndez.

Según presumió Rajoy en una entrevista concedida a TVE, su reforma laboral será un "instrumento decisivo" para hacer que vuelva el crédito y España dé un salto "hacia adelante". "Es buena para la gente, va a favor del empleo".

Dos años, dos huelgas generales y dos reformas laborales más tarde, los efectos de las medidas son demoledores: el paro se situaba en junio de 2010, mes en el que se aprobó la medida de Zapatero, en 3.982.368 personas. En noviembre de 2012 las reformas en el mercado de trabajo dejan ya 4,9 millones de desempleados.

Las reformas laborales de Zapatero y Rajoy han dejado, por tanto un millón de personas más haciendo cola en la oficina del paro. De hecho, CCOO detalla que, entre noviembre de 2011 y noviembre de 2012 "se ha producido la mayor destrucción de empleo desde 2008". Una situación que atribuye a las medidas adoptadas por el Gobierno, que "están hundiendo más la economía y prolongando la etapa de recesión".

Bien distinto lo ve la ministra de Empleo, Fátima Báñez, quien este martes ha presumido de que la reforma laboral es "completa y equilibrada" y está "ayudando a frenar la destrucción de empleo a través de la flexibilidad". Báñez, que hace apenas un mes comenzó a vislumbrar brotes verdes en la economía española, considera que la reforma laboral facilitará "que se vuelva a crear empleo estable y de calidad" cuando España "vuelva a crecer".

"No sólo crea empleo, sino que está expulsando a mucha más gente del mercado de trabajo", sostiene por su parte Trinidad Jiménez, secretaria de Política Social del PSOE, quien critica que el despido ahora es mucho más barato y sencillo.

CONTRATOS PRECARIOS

No crea empleo y, si acaso, genera puestos de baja calidad. El número de contratos registrados en noviembre ha caído un 5,4% respecto al mismo mes del año pasado. Los contratos indefinidos apenas representan el 8,70% de todos los firmados en noviembre.

Todo ello pese a que el Gobierno estimó este verano que la reforma laboral tendrá un impacto positivo "en el largo plazo", con un incremento potencial sobre el PIB de 4,5 puntos porcentuales y un aumento de la tasa de empleo estructural de 3,7 puntos.

Habrá que esperar a que llegue ese "largo plazo".

Close
La 'utilidad' de la reforma laboral
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen

También en El Huffington Post

Close
La subida del paro, en Twitter
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen

Sugerir una corrección

 

Información cedida por ver más