BLOGS

Los geógrafos se unen en Madrid

27/10/2017 07:24 CEST | Actualizado 27/10/2017 07:24 CEST
JGC

Estos días se ha celebrado en Madrid, en una de las sedes del CSIC, el Congreso de la Asociación de Geógrafos Españoles (AGE). Ya han pasado cincuenta años desde que esta asociación comenzó a andar, uniendo la Geografía y todas sus variables: física, humana, turismo, didáctica, climatología... y no cabe duda de la enorme capacidad que tiene esta disciplina.

Una vez más, el Congreso de la AGE está demostrando la gran valía y capacidad que tiene los geógrafos de España, y también de buena parte del mundo.

Cada vez se presentan un mayor número de estudios científicos que demuestran lo necesarios que somos en la sociedad. Desde la planificación urbana, hasta los estudios de masas forestales, pasando por cambio climático, riesgos naturales, geomorfología, población, vulnerabilidad, urbanismo...

Este Congreso, de carácter bianual, está sacando a la luz todo lo que se trabaja e investiga en estos temas, y no cabe duda la aplicación que tienen y que se traslada a la sociedad de múltiples formas. Aún cuesta hacer entender en general, pero también a otros colegas de otras disciplinas, la gran capacidad de trabajo; y además con una clara visión transversal, de la que no todos pueden presumir.

Un claro ejemplo, fue expuesto por el profesor Felipe Fernández García, Catedrático de Climatología de la UAM, que abordó en un estudio junto a otros expertos, el fenómeno de la isla de calor en Madrid, un fenómeno que cada vez se sufre más en la capital y que tiene una gran importancia para la planificación futura y que los madrileños sufren en primera persona.

Antonio Prieto, presidente del Colegio de Geógrafos de España, apunta que ''es un congreso de mucha participación, que relanza la actividad geográfica de los últimos años''. También apunta a ''todo aquello que puede trasladarse a la sociedad, en temas de actualidad, desde el big data, al cambio climático''. La geografía participa en un montón de campos, y no sólo el académico, sino en cuestiones profesionales aplicadas y eso se está demostrando'' concluye.

Los ciudadanos deben saber que cuando necesitan llegar de un punto a otro y lo ponen en la aplicación GPS del móvil, es probable que detrás haya muchos geógrafos, pero también cuando disfrutan de un parque natural o de la nueva planificación de la ciudad.

También están participando geógraf@s de otras zonas del mundo como Brasil o Chile. Uno de los más jóvenes es Roberto Granda, estudiante en la UAM, que ha presentado un trabajo basado en las características microclimáticas de La Alcarria, en Guadalajara, el mítico paisaje que recorriera en su viaje, Camilo José Cela. Granda señala que: ''A futuro se ve difícil conseguir una salida profesional, tenemos una gran dificultad porque nos comen terreno desde otras disciplinas''

Carlos Narváez, es presidente de la Asociación de Jóvenes Geógrafos Geonopia, que colabora del Congreso. Opina que ''La Geografía en un futuro tendrá mucha más relevancia que ahora, la división política de España debería cambiar a un estado federal, lo que permitiría el encaje de todas las sensibilidades en el territorio''. Las dificultades que asumen los jóvenes graduados es general a la de todos, ya que se enfrentan a un mercado laboral debilitado donde es fundamental ser innovador para entrar, concluye en su reflexión.

Lo cierto es que estos días, también en Madrid, se celebra la Conferencia ESRI, que reúne a los mayores expertos en cartografía. Lo cierto es, que por suerte, los geógrafos están cada vez más en contacto directo con la sociedad, aunque queda mucho trabajo por hacer.

Es importante también hacer llegar a los ciudadanos que la Geografía no es sólo saberse las capitales de provincias y los ríos, sino que cuando necesitan llegar de un punto a otro y lo ponen en la aplicación GPS del móvil, es probable que detrás haya muchos geógrafos, pero también cuando disfrutan de un parque natural o de la nueva planificación de la ciudad.

Síguenos también en el Facebook de HuffPost Blogs