BLOGS

En lenguaje diplomático

25/01/2017 07:19 CET | Actualizado 25/01/2017 07:20 CET

2017-01-16-1484582373-2741169-reyes_cuerpo_diplomatico_20150121_06.jpg

Los reyes en la recepción al cuerpo diplomático acreditado en España, en 2015.

Llevamos un par de días oyendo hablar en los medios de comunicación de embajadores y "placet". Seguro que son palabras de sobra conocidas por todos pero como saber nunca está de más, ¿por qué no darnos una vuelta por lo que se esconde detrás de esta palabra y por el procedimiento que se sigue para otorgarla? O, lo que es lo mismo, los pasos que da el gobierno para nombra unl embajador o un cónsul. Y en este proceso las palabras claves son "placet" -para los embajadores- y "exequátur" ("ejecútese") en el caso de los cónsules.

Lo primero es consultar previamente el nombramiento del candidato al gobierno del país receptor y pedir su conformidad. Es decir, le pide el "placet", que significa "aprobación" u "opinión favorable" según la RAE.

Obtenido dicho "placet" se hace público el nombramiento del nuevo embajador en ambos países (en el nuestro, en Consejo de Ministros) y se publica en el BOE. Se firman las cartas credenciales y se comunica la fecha de su llegada al departamento de protocolo del país que va a recibir al embajador nombrado -lo hace a través de la embajada- para que un funcionario de protocolo pueda recibirle a su llegada y le facilite el paso de aduana, tanto a él como a sus acompañantes y al equipaje

Después entrega las copias de estilo -copia de las cartas credenciales para su comprobación- al ministro de asuntos exteriores (o al jefe de protocolo, dado que es una gestión burocrática). Posteriormente, se le comunicará la fecha de la audiencia con el jefe del Estado para la ceremonia de entrega de las cartas credenciales. Esta ceremonia solemne se celebra en el Palacio Real de Madrid y agrupa la entrega de las cartas de varios embajadores en una misma mañana.

Pero, ¿qué sucede si se rechaza al candidato a embajador? En este caso, se le declararía persona "non grata" antes y no se le concedería el "plácet". Aunque no hay obligación de motivar este rechazo, por cortesía internacional, esta negativa debería estar basada en hechos probados.

¿Entre qué personas selecciona un estado a sus embajadores? En Europa: entre los funcionarios diplomáticos de rango superior aunque también hay nombramientos políticos (personalidades o personas muy relevantes para el estado que van a cumplir su función en países estratégicos para su política exterior). En EEUU se renuevan los embajadores de las grandes capitales cuando cambia el presidente. Hay algo de recompensa por los apoyos electorales en estos nombramientos.

¿Y qué pasos se siguen cuando el embajador termina su estancia?

Llegado el momento, el embajador saliente pedirá una cita de despedida tanto al jefe del Estado, como al jefe de Gobierno y al ministro de Exteriores y comunicará a sus colegas embajadores (mediante una nota verbal) el fin de sus funciones. También les avisará del nombramiento de la persona -otro diplomático- que actuará como encargado "ad interim" de las funciones de representación, pues el nuevo embajador no llegará antes de que el embajador saliente haya abandonado el país.

Y un dato más. Es habitual condecorar al embajador que se marcha si, al menos, lleva dos años de servicio.