POLÍTICA
02/04/2013 11:58 CEST | Actualizado 02/06/2013 11:12 CEST

Jesús Posada califica los escraches de "actos absolutamente violentos"

EFE

El presidente del Congreso, Jesús Posada, ha ofrecido una nueva definición de la palabra escrache: dícese de "actos que son absolutamente violentos y que van en contra de la misma esencia de la democracia".

En declaraciones a los periodistas antes de la reunión de la Junta de Portavoces, Posada ha mostrado su "honda" preocupación y la de toda la Mesa de la Cámara por este tipo de actos y ha trasladado su "total" apoyo a todos los diputados "de cualquier partido" afectados por los escraches.

Posada ha recordado al último afectado por este tipo de protestas: el alcalde de Fuente del Maestre (Badajoz) y diputado del PP en Extremadura, Juan Antonio Barrios, al que quemaron la puerta de su vivienda. "Podía haber habido en efecto una desgracia tremenda. Éste era un alcalde y diputado regional, pero puede pasar a cualquier persona porque no se pone límite a las consecuencias que puede tener este tipo de actos, que son absolutamente violentos y que van en contra de la misma esencia de la democracia", ha señalado.

Según ha defendido el presidente de la Cámara Baja, la democracia es que los diputados elegidos puedan determinar "en conciencia" qué es lo que deben votar en cada caso, de la misma forma que "un juez en conciencia dicta una sentencia o un periodista en conciencia escribe sus artículos o hace sus entrevistas". "Y violentar esa conciencia me parece mal y estoy en contra", ha concluido.

ESPACIO ECO