POLÍTICA

El juez dicta prisión incondicional para Miguel Blesa

05/06/2013 17:02 CEST | Actualizado 05/08/2013 11:12 CEST

El titular del Juzgado de Instrucción de Madrid número 9, Elpidio José Silva, ha acordado este miércoles el ingreso incondicional -no eludible bajo fianza- del expresidente de Caja de Madrid Miguel Blesa por varios delitos societarios, falsedad y posible apropiación indebida relacionados con la compra del City National Bank de Miami de Florida en abril de 2010.

Blesa había vuelto a declarar como imputado por la compra del City National Bank de Florida, en una vistilla en la que Manos Limpias ha pedido el ingreso en prisión incondicional del financiero.

Blesa ha abandonado los Juzgados de Plaza de Castilla pasadas las 20:30 horas camino de la prisión de Soto del Real escoltado por la Guardia Civil.

CIEN MILLONES

El magistrado ha comunicado su decisión 'in voce' a Blesa y a las partes tras casi tres horas de declaración. Silva no ha decretado prisión para el exdirector financiero de la entidad, Ildefonso Sánchez Barcoj, también imputado.

En su argumentación, el juez Silva habría señalado que la irregularidad de la operación de la compra sería que ésta se "troceó" -se compró primero el 87% del banco y más tarde el 13%- con el fin de eludir el control de la Comunidad de Madrid. De este modo se habría eludido superar el límite de compromiso del 5% de los recursos propios de la entidad.

Los interrogatorios han versado sobre el contenido de unos mails aportados por la Guardia Civil que se intercambiaron ambos imputados con anterioridad a la operación, que costó a la entidad más de 1.000 millones de euros.

Según el abogado de la acusación, Luis Pineda, en los citados mails Blesa habría advertido a Barcoj de una noticia publicada en el diario El Economista en la que se advertía de un fracaso de la operación debido a la fluctuación del dólar.

El exdirector financiero le habría contestado que eso no era motivo de preocupación, dado que contaban con un seguro de cambio que les permitía afrontar con holgura esta operación, otra relacionada con la compra de la inmobiliaria mexicana Su Casita y "cien millones de euros más".

Además, según las mismas fuentes, Caja Madrid se habría provisionado de 400 millones de euros más para asegurar esta operación a lo que habría que añadir el hacerse cargo de otros 100 millones en "créditos fallidos" del Banco norteamericano. Según fuentes de la defensa, la operación se realizó sin ningún descuadre de fondos y para llevarla a cabo no se precisaba permiso de la Comunidad de Madrid.

JUEZ RECUSADO

Esta decisión llega en medio de la polémica que rodea al juez. Los abogados de Blesa pidieron su recusación y pusieron en duda su "imparcialidad", por lo que el magistrado dejó temporalmente la investigación del crédito que Caja Madrid concedió al expresidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán a la espera de que la Audiencia Provincial de Madrid resuelva.

Sin embargo, a pesar de que la recusación está en proceso, el juez ha vuelto a llamar a Blesa a declarar en el marco de la investigación del préstamo por valor de 26,6 millones de euros que la caja de ahorros otorgó a Díaz Ferrán cuando era consejero en 2008, así como la compra del City National Bank de Florida en abril de 2010.

Por este segundo asunto, el juez ordenó el ingreso de Blesa en la prisión de Soto del Real el 16 de mayo, que abandonó a las 24 horas tras depositar una fianza de 2,5 millones de euros.

La defensa de Blesa interpuso hace unos días un incidente de recusación contra el juez Silva al dudar de su imparcialidad y entender que sus decisiones revelan un "interés personal, directo e indirecto" en la causa, así como una "enemistad manifiesta" que lleva a pensar que actúa más como "denunciante" que como un instructor independiente.

El abogado de Díaz Ferrán se ha adherido a este escrito de recusación porque considera que el magistrado no está siendo ni pareciendo imparcial.