Huffpost Spain

Así ha desaparecido el Mar de Aral en los últimos 50 años

Publicado: Actualizado:
Imprimir

El mar de Aral se seca. Es una realidad que las imágenes tomadas por los satélites a lo largo de los últimos años confirman. El que una vez fue considerado uno de los lagos más grandes del mundo lleva medio siglo secándose y en 2014 está prácticamente desaparecido.

En una serie de imágenes publicadas por la NASA y que han recogido nuestros compañeros de Le HuffPost, se puede ver cómo no queda más que una minúscula porción de aquel lago que en los años 60 tuvo 65.000 km2, y que está situado entre el norte de Kazajistán y el sur de Uzbekistán.

(Sigue leyendo después de la galería)

Close
La desaparición del Mar de Aral
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen

Privado de las aguas de los ríos Amou-Daria y Syr-Daria, desviados para regar las zonas desérticas de los alrededores y transformarlas en tierras cultivables, el lago se ha secado rápidamente. Desde el año 2000, su superficie se ha reducido a la mitad.

Las consecuencias son importantes: el agua, cada vez más salada, se ha contaminado considerablemente, y los residuos en el fondo del lago que ahora quedan al aire, vuelan y se extienden por los campos. Además, la temperatura de la zona aumenta en verano y baja en invierno de forma más extrema al faltar esa reserva de agua que servía como regulador, como termostato.

Como ha explicado la NASA, se creó una presa en el año 2005 como último esfuerzo para preservar el norte del Mar de Aral, pero condenó a la extinción a la parte sur. Aunque el nivel se mantuvo los años siguientes, esta es la primera vez que el lecho del lago está completamente seco.