TENDENCIAS

Un bailarín profesional + una canción emocionante + un entorno sobrecogedor = belleza pura (VÍDEO)

11/03/2015 08:24 CET | Actualizado 11/03/2015 18:23 CET

¿Qué ocurre cuando se combina el talento de un bailarín profesional —Sergei Polunin—, la canción Take me to church (Llévame a la iglesia) del músico irlandés Hozier y la fotografía pop del magistral David LaChapelle? El resultado de la mezcla es este vídeo lleno de movimiento, belleza y sensualidad.

LaChapelle ha dirigido la versión visual del tema nominado a Mejor canción en los premios Grammy, que está protagonizada por Polunin —la estrella del British Royal Ballet— interpretando una coreografía de Jade Hale-Christofi. El bailarín, que sólo lleva unas mallas de color carne y tatuajes sobre su cuerpo, hace todo tipo de saltos, caídas y piruetas en un misterioso lugar. La blancura de la habitación contrasta con la energía oscura que transmite la canción, dotando a la danza de cierto carácter espiritual.

Que lo disfrutes.

Este artículo fue originalmente publicado en la edición estadounidense de The Huffington Post y ha sido traducido del inglés.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Ve a nuestra portada Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter