INTERNACIONAL

La reacción de un hombre al ver los cambios tecnológicos tras 44 años en prisión

26/11/2015 16:58 CET | Actualizado 26/11/2015 16:58 CET

En la película Cadena Perpetua (1995), Red, el personaje que interpretaba Morgan Freeman, reflexionaba sobre lo que supone el paso del tiempo dentro de la prisión:

"Ese hombre se ha pasado aquí más de 50 años. No conoce otra cosa. Aquí dentro es un hombre importante, es un hombre culto. Fuera de aquí no es nada. Un viejo inútil con artritis en las manos. No podrá conseguir un puñetero trabajo".

Una historia parecida es la que ha recogido la cadena catarí Al Jazeera, que cuenta el caso de Otis Johnson, un hombre de 69 años que ha pasado los últimos 44 en prisión.

Sin apenas contacto con el mundo exterior, Johnson salió libre en agosto de 2014 y, cuatro décadas después de ingresar en la cárcel, se quedó sorprendido con lo que se encontró fuera de prisión.

"Nunca he visto nada así antes", es la frase que más repite en el vídeo de seis minutos en el que le vemos mirar con boquiabierto lo que le ve por las calles de Nueva York. "¿Vídeos en las ventanas? No he visto nunca algo así. Sólo había visto a gente al otro lado", dice Johnson, que entró en la cárcel a los 25 años por intentar asesinar a un agente de policía.

El hombre cuenta que, desde que salió libre, ha estado observando mucho a la gente y todos los cambios que se han producido en el tiempo que pasó entre rejas. "Mi salida de la cárcel al principio fue complicada porque las cosas han cambiado", explica.

"Vi que todo el mundo van hablando consigo mismo, con cosas en las orejas. Y pensé, ¿se ha convertido todo el mundo en agentes de la CIA?", indica Johnson, que se pregunta cómo hace la gente para caminar mientras miran sus teléfonos.

Johnson también se declara alucinado con la cantidad de distintos tipos de comida que hay en los supermercados y con que nadie utilice las cabinas de teléfono.

Al final del vídeo, su reflexión es que debe "lidiar con el futuro" y no "pensar en el pasado". "Así es como sobrevivo en la sociedad", concluye.