NOTICIAS

Indignación en Twitter con la rebaja de pena a este agresor machista

25/02/2017 11:36 CET | Actualizado 25/02/2017 11:36 CET
YOUTUBE

La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Alicante ha rebajado de 2 años a 9 meses de prisión la pena para el condenado por agredir a su pareja en el portal de una vivienda de San Juan de Alicante, en el que había cámaras de seguridad que grabaron la paliza.

La sala ha estimado parcialmente el recurso presentado por la defensa del acusado contra la sentencia dictada por el Juzgado de lo Penal número 6 de Alicante, le condena por el delito de maltrato familiar por el que inicialmente le acusaba la Fiscalía y no por lesiones.

En su resolución, difundida por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV), la sala considera que, pese a que tanto la víctima como el acusado se acogieron a su derecho a no declarar, existen pruebas suficientes para condenar al hombre por el delito de maltrato, ya que "de las imágenes obtenidas por las cámaras de seguridad se desprende la realidad de los hechos objeto de enjuiciamiento".

Sin embargo, el Tribunal admite la reclamación de la defensa por el cambio de criterio del fiscal, que en el juicio pasó de calificar los hechos como un delito de maltrato familiar a un delito de lesiones. "No cabe acusar por primera vez sobre un hecho que no figura en el escrito de acusación y del que lógicamente no ha tenido posibilidad de preparar la defensa", señala la resolución.

Así, la sala estima que este cambio en la acusación "vulnera el derecho de defensa puesto que el acusado no puede prepararse ante hechos desconocidos o acusaciones sorpresivas".

La resolución considera igualmente que la valoración de las lesiones que hace la sentencia del juzgado de lo penal debería acercarse más a las conclusiones del informe forense "por ser el más imparcial" y no tanto al parte de urgencias. Los magistrados consideran que no hay pruebas suficientes de que la víctima, como consecuencia de la agresión, sufriera un esguince cervical. No constando acreditados estos daños, la Sala entiende que no puede condenar al agresor por un delito de lesiones sino por uno de maltrato.

El informe forense explicaba que las lesiones de la víctima necesitaron una primera asistencia y seguimiento, sin un tratamiento especializado posterior.

PROTESTAS EN LAS REDES SOCIALES

La decisión del tribunal no ha sido entendida en Twitter, donde muchos han protestado por lo que consideran un paso atrás en la lucha contra la violencia machista.