POLÍTICA

Reacciones a la reforma del Código Penal: Dudas de si la prisión permanente encaja en la Constitución

14/09/2012 16:38 CEST | Actualizado 14/09/2012 18:56 CEST
EFE

La reforma del Código Penal presentado por el Gobierno tras el Consejo de Ministros de este viernes, que incluye la "prisión permanente revisable", ha provocado reacciones favorables, como la del padre de Marta del Castillo o prudentes, como las de la Asociación de Fiscales y del presidente del Consejo General del Poder Judicial, Gonzalo Moliner.

Gonzalo Moliner (Presidente del CGPJ)

Respeta el informe de la reforma y apunta que "todavía le queda recorrido parlamentario". "No tengo mucho que decir, de la misma forma que pido respeto para los órganos judiciales, también hay que respetar lo que decida el Gobierno o las Cortes".

Esteban González Pons (PP)

La Dirección del PP celebra la reforma y la recibe "con entusiasmo", en palabras del vicesecretario general de Estudios y Programas del PP, Esteban González Pons. "Siempre que se produce un crimen horroroso, de esos que nos espantan, decimos: no es la hora de legislar en caliente. Pues bueno, ahora estamos en frío. Y si entonces en caliente vamos a añorar que la ley incluya la pena de prisión perpetua revisable, es bueno que ahora en frío la incluyamos".

Antonio del Castillo, padre de Marta del Castillo

Expresa su "felicidad" por la decisión del Gobierno de incluir la pena de prisión permanente revisable. "Se me han puesto los vellos de punta. Es una decisión que no me esperaba. Se trata de una decisión lógica. Era algo que la ciudadanía estaba esperando desde hacía ya tiempo. Es algo que no va a evitar los asesinatos pero sí los puede reducir. Matar a un crío no sale gratis, ese es el mensaje de esta medida".

Asociación de Fiscales

Advierte al Gobierno que la prisión permanente revisable tendrá que encajar con la Constitución y requerirá de "estudios previos". Su portavoz, Antonio Roma, cree que será necesario "medir mucho" su alcance y examinar su funcionamiento en otros países de la UE que ya la aplican.

Jueces para la Democracia

Su portavoz, Joaquim Bosch, se opone a la reforma por considerarla "populismo penal" de Gallardón. Dice que "no soluciona los problemas de fondo", recuerda que España tiene una de las tasas más bajas de delincuencia de la UE y el mayor porcentaje de presos en sus cárceles, así como el grado más alto de cumplimiento de penas, por lo que no cree necesaria la prisión permanente. Además, cree que "puede presentar importantes dudas de constitucionalidad" si se plantea como "una especie de cadena perpetua con dificultades para ser revisada". Bosch cree que "con esta batería de medidas se da un paso más, desde la renuncia al Estado social, para avanzar hacia un Estado penal, donde se limitan más derechos y libertades".

Foro Judicial Independiente

Su portavoz tilda de "grandilocuente" y "mediática" la reforma. Expresa también sus dudas sobre la constitucionalidad de la prisión permanente revisable. Considera que las medidas no son imprescindibles porque la delincuencia en España "no es muy notoria" y el terrorismo "está controlado".

Asociación 'Francisco de Vitoria'

Considera que la reforma tiene "aspectos positivos" y otros que responden a "un principio de oportunidad política". Su portavoz, José Luis González Armengol, cree que cambiar el Código Penal requiere reposo, ponderación y consenso. Sin embargo, dice que es "conveniente" implantar la prisión permanente revisable que, a su entender, es "constitucional" y "correcta". González Armengol respalda la posibilidad de "amarrar las responsabilidades penales por la comisión de delitos graves".

Margarita Robles (vocal del CGPJ)

Critica el contenido del informe previo, que considera "inquietante" porque supone "una restricción de derechos y un retroceso de muchos años". Robles cree que las medidas recuerdan a la ley de vagos y maleantes, y que es un "retroceso desde el punto de vista del Derecho Penal, que debe proteger el mínimo ético, y no criminalizar conductas".