Huffpost Spain

Las cinco razones que esgrime la Iglesia para estudiar Religión

Publicado: Actualizado:
Munilla, en una imagen de archivo.
Munilla, en una imagen de archivo.

¿Por qué la Religión debe figurar como asignatura en la escuela?

El obispo de San Sebastián y responsable de Educación de las Diócesis Vascas, José Ignacio Munilla, ha ofrecido cinco respuestas a esta cuestión, siempre desde su (interesado) punto de vista. Estos son algunos de sus argumentos:

- Porque “la política no decide todo en una sociedad adulta”. Munilla no se queda ahí, sino que incluso califica la acción política como “uno de los males” de la sociedad actual porque se ha arrogado el derecho de ser “el único principio rector de la configuración de la convivencia social'.

'La política pretende decidir el bien y el mal, pretende redefinir la naturaleza humana y la propia familia, determinar el principio y el fin de la vida humana y ser la única responsable del sistema de enseñanza", sostiene.

- Porque estudiar Religión nos hace más libres. “La auténtica elección en libertad sólo puede darse desde el conocimiento, y no desde la ignorancia”, señala el obispo. “Cuanto mayor es el desconocimiento de la doctrina cristiana y de la vida de la Iglesia, mayor es el rechazo hacia la opción cristiana”, agrega.

“La ignorancia suele ser muy atrevida, e incluso, con frecuencia, falta de respeto”, afirma.

- Porque son las familias las que deciden. No son los poderes públicos —esos sobre los que, precisamente la Iglesia pretende influir— los que tienen la “responsabilidad directa en la educación”. Tampoco es una cuestión de la Iglesia, “ni siquiera del Estado”, sino de “cada una de las familias que educan a sus hijos en ella”. Es decir, que si se cumpliera este argumento a rajatabla, sería tan lícito estudiar Religión como Ateísmo.

- Porque su estudio forma parte del camino hacia la madurez. La clase de Religión impartida en el sistema escolar “es una buena oportunidad para obtener un conocimiento objetivo y afectivamente cercano, que le permitirá al alumno disponerse a una elección madura y en libertad”.

- Porque permite “familiarizarse” con la Cultura. Sin más.

Las reflexiones de Munilla forma parte de un artículo de opinión titulado ¿Por qué la Religión como asignatura? y su objetivo es claro: en breves fechas comienza la matriculación escolar y los padres tendrán que decidir si sus hijos inscriben a sus pequeños en la asignatura de Religión Católica.

Según reveló este mes la Cadena Ser, en la última década la cifra de alumnos matriculados en la asignatura de Religión en centros públicos ha caído 14 puntos en Primaria, 17 en Secundaria y 23 en Bachillerato. Los expertos atribuyen este desplome la la paulatina secularización de la sociedad española y al desapego creciente de los jóvenes hacia la religión y la Iglesia.

También en El Huffington Post

Los anuncios de la Iglesia
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen

Sugerir una corrección