POLÍTICA

El calvario de Carlos: el sintecho al que salvaron las redes sociales

01/08/2015 10:59 CEST | Actualizado 01/08/2015 10:59 CEST

Las redes sociales son un medio de difusión cada vez más potente. A través de ellas, se pueden iniciar campañas de protesta, convocar manifestaciones, hacer llegar una injusticia al otro lado del mundo, informar en tiempo real de lo que uno está viendo e incluso ayudar a salvar una vida. Este último es el caso de Carlos, un sintecho de 47 años que lleva 10 en la calle por circunstancias sociales y familiares.

Lagarder conoció a Carlos hace dos años en un comedor social. El joven estudió Trabajo Social y, debido a la crisis, perdió su empleo. "Fue entonces cuando empecé el activismo en la calle, donde he visto historias muy interesantes y personas muy valientes. Entre ellos estaba Carlos", cuenta a El Huffington Post. Carlos ha sido muy reservado siempre, algo habitual en los sintecho. "Son personas que no confían en la sociedad, no cuentan a nadie sus problemas. Al principio teníamos una relación buena pero cordial", explica. Durante estos dos años la relación entre los dos se ha ido consolidando.

La noche del 21 de julio, Lagarder volvía de una de sus actividades y se encontró a un hombre tirado en el suelo convulsionando entre unos cartones. Era Carlos. El activista sabía que su amigo tenía epilepsia y se había informado en internet de cómo había que actuar ante los ataques. Más tarde se enteraría de que esta no es la única -ni la peor- de las enfermedades que tiene Carlos. Le acompañó al Hospital Virgen Macarena, donde le negaron tratamiento por no tener tarjeta sanitaria y le invitaron a que fuese a Cáritas a pedir ayuda. "Eran las dos de la madrugada y mi amigo estaba enfermo", espeta Lagarder. "Me dijeron que, dada su condición, le darían una pastilla y le derivarían al albergue. Es una especie de protocolo que suelen seguir los trabajadores del hospital".

(Puedes seguir leyendo tras la captura de Facebook...).

¿SANIDAD PUBLICA y GRATUITA?Anoche me había encontrado a Carlos, un sin techo de la ciudad de Sevilla caído, olvidado,...

Posted by Lagarder Danciu on Miércoles, 22 de julio de 2015

Esta fue la publicación que empezó a mover a las personas por las redes.


Fue entonces cuando Lagarder, desesperado, amenazó al hospital con denunciar el trato que estaban dando al enfermo, y la persona que se encontraba en urgencias accedió a examinarle. "Esa noche me enteré de que Carlos es seropositivo y que posiblemente tenga el VIH muy desarrollado, tiene Hepatitis C sin tratar, epilepsia y una psoriasis brutal", dice el joven, quien pudo comprobar que su amigo había tenido 70 intervenciones en urgencias, pero que nunca fue hospitalizado.

Tras conseguir el examen, Lagarder se fue a descansar unas horas a su casa. Al volver a la clínica a buscar a su amigo por la mañana, se encontró con que le habían derivado a un albergue, pero no logró dar con él. Tras horas buscándole por la ciudad, halló a Carlos tirado en la calle, inconsciente y con más convulsiones: "No me reconoció. Me preguntaba si era su padre", cuenta.

(Puedes seguir leyendo tras la captura de Facebook...).

La #Sanidad #Pública confunde la atención médica con la caridad...Querid@s seguidores como bien sabéis llevo más de...

Posted by Lagarder Danciu on Miércoles, 29 de julio de 2015


lagarder juancarlos

Lagarder y Carlos en la habitación de uno de los hospitales.

El trabajador social inició una campaña en las redes sociales y, gracias a la presión que esto supuso, logró que le derivasen a otra clínica, San Juan de Dios, 78 horas después. "Lleva ya ocho días hospitalizado y es un valiente. Es consumidor de metadona y ha pasado muy mal el mono los primeros días". La nueva clínica no trata casos infecciosos como el de Carlos e intentaron hacer gestiones para trasladarlo a una casa de caridad llevada por la Iglesia.

"Cuando me puse en contacto con sor Ana, la monja que lleva estos lugares, me di cuenta de que Carlos nunca podría recuperarse allí: para entrar debes estar limpio de droga y piden unas condiciones que para él son difíciles", explica. Acudió entonces al doctor Alfonso Romera, un oftalmólogo activista de la Marea Blanca que, tras ir a ver las condiciones en las que se encontraba el sintecho, supo que no era posible tratarle en el nuevo hospital y comenzó a gestionar el cambio a otro, Virgen del Rocío, del cual recibió la confirmación el jueves.

Juan Carlos será trasladado al Hospital Virgen del Rocío...#TodosSomosCarlosYa hemos conseguido que Carlos sea...

Posted by Lagarder Danciu on Jueves, 30 de julio de 2015


"El problema es que Carlos pertenece a un grupo para el que hay pocos recursos, ya no sólo en los hospitales, sino también a la hora de darle el alta. No puede tener tratamiento a domicilio y necesita un lugar donde poder recuperarse", explica Romera a este diario. "Hay un vacío para toda esta gente y no es culpa del personal sanitario, si no que es un problema de la sociedad entera. ¿Qué pasará con Carlos cuando le demos el alta? El hospital Virgen del Rocío tiene las camas contadas y no podemos tenerle aquí eternamente. ¿Dónde están todos los presupuestos sociales? ¿No deberían estar destinados para resolver casos como este?", se pregunta.

(Sigue leyendo después de la publicación...)

Juan Carlos tiene un mensaje para el doctor Alfonso Romera Piñero ...

Posted by Lagarder Danciu on Viernes, 31 de julio de 2015


El tratamiento de las múltiples enfermedades de Carlos es muy caro. Lo saben Lagarder y el resto de activistas de la Plataforma Ciudadana por la Democracia y la Transparencia que están a su lado estos días. "Pero ¿qué van a hacer? ¿Ignorarlo en la calle hasta que muera igual que ha pasado con otros?", reflexiona el joven. Fueron él y Romera los que consiguieron por su cuenta una pomada para la psoriasis de Carlos, que ni si quiera le recetaron en el hospital.

ciudadanos carlos

Carlos, acompañado de una visita en el hospital.


Lagarder está impresionado por todo lo que ha visto estos días: "No te imaginas cuando le ingresaron. Carlos olía las sábanas y acariciaba las toallas que hace tiempo que no usa. También le encanta estar horas sintiendo el agua bajo la ducha. No necesitamos caridad, necesitamos un plan integral para estos casos. Urgentemente".

El joven acaba su relato con una pizca de esperanza: "Por lo menos hoy hemos conseguido el traslado a un hospital en el que sí pueden tratarle". "Todos somos seres humanos. Yo soy gitano rumano, y estoy orgulloso de decirlo. Nos encasillan a cada uno en tópicos muy simples y no siempre es así. Todas las personas tenemos derechos, seas gitano, vivas en la calle o seas quien seas. No dejaremos de luchar para que Carlos sea el primer caso así tratado en Sevilla. Es muy triste que todo esto se haya conseguido gracias a las redes sociales, aunque por otro lado estamos muy agradecidos por todo el apoyo. Pero si no hubiese pasado esa noche por delante de esos cartones ¿qué habría pasado con Carlos?", se cuestiona.

Por ahora, Carlos, Lagarder, Romera y el resto de voluntarios y seguidores que están ayudando en el caso, han conseguido una cama para el sintecho en un hospital apropiado. Pero ¿qué pasará después?. Es una pregunta que se siguen haciendo.

Carlos ya descansando, disfruta como un niño de los documentales sobre animales de las 2...

Posted by Lagarder Danciu on Jueves, 30 de julio de 2015


Hola amig@s.Para poder descansar necesito voluntarios/as para que acompañen en el hospital a Juan Carlos, es...

Posted by Lagarder Danciu on Viernes, 31 de julio de 2015


TE PUEDE INTERESAR...

¿CONOCES ALGUNA HISTORIA POSITIVA A TU ALREDEDOR? AVÍSANOS

  • Sólo tienes que enviarnos un mail a participa@huffingtonpost.es y escribir "Así sí" en el asunto.
  • Si no quieres escribirnos, puedes dejar tu historia en los comentarios de esta noticia o por mensaje privado en Facebook.
  • Si no conoces a nadie, puedes ayudarnos compartiendo esta noticia.