INTERNACIONAL

La ONU denuncia violaciones masivas de derechos humanos en Corea del Norte

17/02/2014 17:21 CET | Actualizado 17/02/2014 18:05 CET

Corea del Norte practica de forma sistemática y masiva "exterminio, asesinato, esclavitud, tortura, encarcelamientos prolongados, violencia sexual, abortos forzosos, privación de alimento, desplazamiento forzoso de poblaciones y persecución por motivos políticos, religiosos, racionales o de género".

Lo dice un informe de más de 400 páginas elaborado por la Comisión de Investigación de la ONU para Corea del Norte, en el que se denuncian violaciones de los derechos humanos que alcanzan el nivel de crímenes contra la humanidad.

El documento está basado en el testimonio de más de 240 personas que relatan cómo Corea del norte se estructura en un sistema de castas conocido como songbun, que da a sus ciudadanos un estatus en base a razones ideológicas y políticas. En función de su condición, disfrutan o no de derechos fundamentales.

La comisión ha comparado las atrocidades cometidas por el régimen norcoreano con las perpetradas por los nazis y ha recomendado remitir el caso al Tribunal Penal Internacional (TPI) e imputar a dirigentes como el líder norcoreano, Kim Jong Un. Además, considera que la deportación de norcoreanos por parte de China también podría considerarse crímenes contra la Humanidad.

MILES DE PRESOS POLÍTICOS

Según las Naciones Unidas, el informe prueba que en estos momentos hay entre 80.000 y 120.000 prisioneros políticos en cuatro grandes campos donde son sometidos a trabajos forzosos y son privados de alimento como forma de control y castigo. "Estas atrocidades cometidas contra los reclusos ahí retenidos por razones políticas recuerdan a los horrores que los estados totalitarios del siglo XX", precisa el informe.

El documento indica que la distribución de comida da prioridad a aquellas personas que colaboran con la supervivencia del régimen de Kim Jong-un. También se da "una total negación" de los derechos de libertad de pensamiento, conciencia y religión, además de los de expresión, información y asociación, subraya el documento.

En su lugar, existe un potente aparato propagandístico y de adoctrinamiento que garantiza la obediencia ciega al líder e incita al odio nacionalista hacia otros Estados y sus nacionales, especialmente hacia Corea del Sur.

En el informe se incluye una carta del presidente de la Comisión, Michael Kirby, dirigida al líder norcoreano, Kim Jong-un, en la que le recuerda que como máximo responsable de todo el aparato del Estado debe asumir la responsabilidad de estos crímenes, de los que existen amplias evidencias para ser llevados ante un tribunal internacional.

onu corea norte

Un miembro de la ONU señala un dibujo que muestra los campos de trabajo norcoreanos (REUTERS)

NO SÓLO AMENAZA NUCLEAR

Desde Human Wright Watch, su director ejecutivo, Kenneth Roth, han pedido a la ONU que no se centre tanto en "la amenaza nuclear que supone Corea del Norte" y que mire también "los delitos perpetrados por líderes norcoreanos, que han permitido que se implementara un cruento sistema de gulags, ejecuciones públicas, desapariciones y hambrunas masivas".

"Este estremecedor informe debería lograr que el Consejo de Seguridad de la ONU pueda ver finalmente las atrocidades sufridas por la población de Corea del Norte, que atentan contra la estabilidad en la región", ha añadido Roth.

HRW ha publicado un vídeo en el que también se incluye el relato de algunos expresos políticos en Corea del Norte y dibujos realizados por ellos.

Así es Corea del Norte