Huffpost Spain

El alcalde de Alcorcón provoca una tormenta política con sus declaraciones machistas

Publicado: Actualizado:
ALCALDE ALCORCON
Twitter
Imprimir

La hemeroteca no hace prisioneros y David Pérez, alcalde de Alcorcón, lo acaba de comprobar. Unos comentarios machistas pronunciados en 2015 en el VI Congreso Nacional de Educadores Católicos, le tienen en la picota desde este sábado. Ese día, algunos miembros de Podemos rescataron unas imágenes que no le dejan precisamente en buen lugar. El feminismo es un movimiento "rancio, radical, totalitario" y las mujeres que lo defienden son "fracasadas, amargadas y rabiosas". Eso dice, sin despeinarse, en una intervención por la que todavía no ha pedido perdón ni ha mostrado arrepentimiento.

En lugar de las disculpas, ha elegido los mandoblazos. Lejos de admitir que se equivocó al pronunciar esas palabras, emitió el domingo un comunicado en el que lo achacaba todo a un "montaje" de un grupo de "extrema izquierda" y presumía de haber trabajado con muchas mujeres a lo largo de su carrera y de tener a varias en su equipo en el Consistorio de Alcorcón.

Pero a Pérez no le bastó con el comunicado; también creyó preciso acudir a Twitter y dedicarles el “calificativo” de hienas a todos aquellos que habían expresado su repulsa por las palabras que pronuncia en el vídeo.

El caso es que el vídeo íntegro de su intervención deja poco lugar a las dudas:

El alcalde, también diputado del Partido Popular, ya había incurrido otras veces en excesos verbales, como cuando dio las gracias a la Virgen del Remolino por la protección frente a un incendio. Pero sus palabras de 2015 no se han quedado en una anécdota. No podía ser, justo un día después de que miles de personas marcharan en Madrid para que la violencia de género sea cuestión de estado y las instituciones pongan coto a los ataques físicos y psicológicos sistemáticos sobre las mujeres.

EJEMPLARIDAD Y PARADOJAS

Quienes reflotaron el vídeo de Pérez en el de Irene Montero a Íñigo Errejón, pasando por Pablo Echenique, ya señalaban cuál era el principal problema de las palabras de Pérez: son mucho más que un desliz en un país en el que "una de cada cuatro mujeres reconoce haber sufrido algún tipo de agresión en su vida"; mucho más que una metedura de pata en un momento en el que la conciencia sobre la violencia machista debería abrirse paso en la sociedad, ayudada, entre otras cosas, por la ejemplaridad de sus representantes públicos.

Las palabras que el alcalde pronunció en 2015 no son, desde luego, ejemplares. Pero el Partido es el Partido (Popular, en este caso), y la tormenta desatada ha permitido ver una situación que sería risible si no fuese tan triste: a la portavoz de Equidad, Derechos Sociales y Empleo del PP, Beatriz Elorriaga, defendiendo, con encendida vehemencia, a su compañero de filas. Han leído bien: portavoz de Equidad y Derechos Sociales.

"Se está viendo sometido al desprestigo personal y político por no compartir la ideología de género".

Es decir, la persona encargada de transmitirle a la sociedad el programa del partido sobre igualdad de género, diciéndose “muy ofendida” por las alusiones al alcalde de Alcorcón y condenando “el desprestigio personal y político” al que se está viendo sometido porque “no comparte la ideología de género”. Hay paradojas que dan miedo.

REPULSA UNÁNIME

Con esas palabras, Elorriaga no ha hecho más que añadirle flores al jardín en el que el PP está metido gracias a la formidable oratoria de David Pérez. Sus impresiones sobre el feminismo y la puntilla de Elorriaga sobre “la ideología de género” ponen a la formación frente a una tesitura incómoda para ellos. O están convencidos de cuál es la causa que defender o no lo están, y por eso se rehúyen términos evidentes incluso en los tuits. Que se lo digan a Rajoy, señalado por su tibieza al hablar de “perder la vida” en lugar de “asesinatos”.

Por convicción o por estrategia, Cristina Cifuentes ha salido al paso del frente abierto y ha intentado no dejar lugar a dudas. En un tuit, ha calificado las declaraciones de su diputado como “desafortunadas” y ha añadido que no las comparte.

Las palabras de la presidenta de la Comunidad de Madrid dejan en fuera de juego a su diputado y también a la portavoz de Equidad, pero quizás no basten para calmar los ánimos. Desde que salieran a la luz, las declaraciones de David Pérez han concitado el rechazo unánime de todas las fuerzas políticas y otros agentes sociales.

Los últimos en pedir la dimisión de David Pérez han sido la sección de Comisiones Obreras en Madrid. En un comunicado, su secretario general, Jaime Cedrún, ha asegurado "no se puede ser cómplice del machismo y ocupar un cargo público" y que son las declaraciones "machistas y misóginas" de Pérez las que son "auténticamente rancias, radicales y totalitarias".

"Es intolerable que un indocumentado y convencido machista esté ocupando la alcaldía de Alcorcón".

Por su parte, la secretaria de Mujer del sindicato, Pilar Morales, ha añadido que "es intolerable que un indocumentado y convencido machista esté ocupando la alcaldía de Alcorcón" y ha afirmado que Pérez es "un misógino que tiene que dimitir" y que no van a parar hasta que lo haga.

Tampoco lo van a hacer, al parecer, el PSOE, Ganar Alcorcón y Ciudadanos, quienes están valorando presentar una moción urgente pidiendo la dimisión de Pérez en el Pleno municipal del próximo miércoles. Allí, Pérez gobierna con 10 concejales frente a los 17 que tiene la oposición. Es posible que la aritmética política ajuste cuentas con el pasado… y con su discurso.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

-Miles de personas se manifiestan en Madrid contra la violencia de género

-Miembros de Podemos rescatan este vídeo machista del alcalde de Alcorcón

-El alcalde de Alcorcón, sobre su vídeo machista: "Noto a las hienas intentando morderme"

-David Pérez, alcalde de Alcorcón, agradece en Twitter a la Virgen del Remolino la protección ante un incendio