Tendencias

19 motivos por los que verás (y amarás) 'La La Land'

|

La ciudad de las estrellas - La La Land aún no se ha estrenado y es muy probable que hayas pasado de no saber nada sobre ella a cogerle un poco de manía. ¿Qué es esa película? ¿Por qué todo el mundo habla de ella? ¿Hasta cuándo va a durar esta tortura?

Tranquilo. Lo que hoy consideras tortura, mañana (la cinta llega a las salas este viernes 13 de enero) se transformará en amor. Porque —y he aquí el único spoiler que vamos a hacerte al respecto— vas a caer rendido ante esta magnífica historia de amor, cine y música escrita y dirigida por Damien Chazelle y protagonizada por Emma Stone (Spiderman, Criadas y Señoras, Birdman) y Ryan Gosling (El Diario de Noa, Drive, La gran apuesta).

¿Cómo convencerte entonces de que sí merece la pena ver esta película? ¿De que esos seis u ocho euros de tu entrada van a estar muy bien invertidos? Si ya estás convencido, estos motivos solo te reafirmarán. Si no, aquí tienes 19 razones por las que quizá podamos convencerte. ¡Abre tu mente!

Sí, obviamente. Prepárate para ver y escuchar (y disfrutar) de un montón de música, pero no te agobies: los diálogos no son cantados y los protagonistas no se pasan las dos horas zapateando. Relájate.

El arranque, con un plano secuencia de cuatro minutos y con decenas de personas que no paran de bailar y cantar, ya te va a dejar con la boca abierta. Y te va a hacer mover los pies.

¡Tranquiiii! No vamos a desvelarte nada. Solo te diremos que los 10 minutos finales son apoteósicos. Y que te dejarán pensando (y, a lo mejor, llorando…).

Emma Stone está de Oscar (con permiso de Natalie Portman y su Jackie). Ryan Gosling está de Grammy (aunque no caerá esa breva). Los dos están estupendos, encajan perfectamente en sus papeles y cumplen más que de sobra en lo musical.

Desde (casi) el primer momento en el que cruzan las miradas, saltan chispas entre Mia y Sebastian (Stone y Gosling). A riesgo de pasarnos de cursis, te lo advertimos: a lo mejor el corazón te palpita un poco rápido en alguna ocasión.

Damien Chazelle. Es probable que no te suene. Claro: tiene 32 añitos recién cumplidos y hasta ahora solo había hecho UNA película. ¡¡Una!! Whiplash, que también giraba alrededor de la música. Pero con esta se va a consagrar.

Te encuentras con John Legend, con Rosemary DeWitt (Mad Men, Cinderella Man), con J. K. Simmons (que precisamente se llevó un Oscar por Whiplash)… pocas caras conocidas, pero bien elegidas.

Nueva York siempre va a resultar cinematográfica, pero ¿y si empezáramos a amar Los Ángeles?

Ahhhh, ese sonido. Aparece a lo largo de toda la película. Los bailes en general, con tanto ritmo como fuerza, te van a hacer mover los pies. Pero el claqué…

¿Es una apuesta arriesgada porque no está ni nominada (los aspirantes se conocerán el 24 de enero)? Bueno. Espera a verla. O a escucharla.

Pianos, trombones, bongos… ¡Ya no podrás decir que no te gusta el jazz!

Sencillo pero estupendo. Esos trajes de Gosling (sean de lana o de poliester) y esos vestiditos de Stone (que van evolucionando en la película, al igual que ella) le dan un punto extra de encanto a la película.

Hollywood, sus colinas, sus estudios, sus grandes musicales, sus películas clásicas, sus grandes estrellas… incluso sus trucos de cámara y sus planos. Todo un mundo para soñar. Ya lo dijo Emma Stone en su discurso de los Globos de Oro: "La La Land es una película para soñadores".

Un mundo difícil, sin piedad, comandado por personas frías, en el que pueden pasar años para que alguien te den una oportunidad (si te la da). Eso también se refleja en la cinta.

¿Quién dijo que un musical no podía tener efectos especiales? Pues esta película los tiene y te van a dejar con la boca abierta.

¿Te lo habíamos comentado ya? Bueno. Es que no sobra.

No es spoiler. ¡Está por todas partes! Al amor puro, clásico, más bello. Al amor de Hollywood.

Porque el amor es mucho más que el amor romántico. Es la gente que te rodea y que, muchas veces, te salva de ti mismo.

Que sí, que no es justo ni obligatorio ver una cinta por sus premios, pero algo aportarán, ¿no? La La Land es la peli que ha ganado más Globos de Oro en la historia de estos galardones, los siete a los que optaba (y van 74 ediciones...) y va a arrasar en los Oscar, en nominaciones y galardones.

Porque se lo merece. Porque va a ser un éxito. Y porque si no lo haces te van a desvelar la trama. ¡Corre!

Silencio

Estrenos cine 2017